El «tifoso» Pasolini

En «Sobre el deporte», el cineasta detalla su teoría sobre los poetas y los prosistas en el fútbol, una brecha ideológica que todavía hoy parece no tener solución

Pier Paolo Pasolini
Pier Paolo Pasolini

Pier Paolo Pasolini nunca dejó de pisar el césped. Para el cineasta, nada podía superar la felicidad de los partidos en el instituto, «cuando jugar al fútbol era la cosa más bella del mundo»:

-Todas las tardes que pasé jugando en los prados de Caprara fueron indudablemente las tardes más bellas de mi vida.

Tampoco abandonó la jamás la camiseta del equipo de su Bolonia natal. Ni siquiera cuando llevaba años viviendo en Roma se dejó tentar por los colores del Lazio o la Roma. No era un intelectual al uso. Y mucho menos un intelectual de izquierdas al uso, ya que sus congéneres arremetían sin piedad contra el deporte como espectáculo alienante en manos de los gobiernos. Por eso, cuando el Mago Helenio Herrera le confesó a Moravia que el fútbol «sirve para no hacer la revolución» porque distrae las ansias contestatarias de los jóvenes, Pasolini tuvo que admitir una quiebra en su corazón. Pero tampoco entonces renunció al fútbol que le acompañaba desde los prados de Caprara.

Todo esto lo podemos leer en Sobre el deporte, una selección de textos publicados por Pasolini entre 1957 y 1971 preparada por Javier Bassas para la Editorial Contra. En uno de estos artículos, detalla su teoría sobre los poetas y los prosistas en el fútbol, una brecha ideológica que todavía hoy parece no tener solución. Para Pasolini, la colisión entre la «prosa colectiva» del juego europeo y el «fútbol poético» latinoamericano culminó en la final del mundial de 1970. El Brasil de Pelé venció por 4-1 a Italia en el Estadio Azteca. Hasta ahí, lo que decía el marcador al final del encuentro. Pero lo que pasó en realidad solo lo supo ver Pasolini:

-Lo que sucedió en México es que la prosa estetizante italiana perdió ante la poesía brasileña.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El «tifoso» Pasolini