El Barcelona borra al Inter del mapa

M. P. R.

DEPORTES

Los azulgrana, muy superiores, logran un triunfo vital para seguir vivos en la Liga de Campeones.

25 nov 2009 . Actualizado a las 01:00 h.

No hubo apenas debate, ni morbo. El Barcelona derrotó con suficiencia a un Inter decepcionante, en el que Etoo fue prácticamente una anécdota en un equipo italiano incapaz de frenar a un imperial Iniesta y a un Pedro ya maduro. El triunfo en el Camp Nou y el empate entre Rubin Kazán y Dínamo de Kiev, son dos resultados vitales para asegurar la supervivencia en la Liga de Campeones del actual poseedor del título.

El Barça salió dispuesto a cumplir los deseos de Guardiola. No sólo en los postulados del juego azulgrana, sino en lo que formuló en la previa: que su equipo sería capaz de ganar sin Messi ni Ibrahimovic. Con sus dos delanteros en el banquillo, los azulgrana salieron dispuestos a demostrar al Inter quién es el campeón de Europa. Con el juego de vértigo que demostró en la ida en Milán pero con el acierto que entonces le faltó, el Barça logró un triunfo rotundo en la primera parte y más contenido en la segunda.

El Barça ofreció su mejor cara en los 45 minutos iniciales. Con Iniesta omnipresente y con Pedro veloz en el uno contra uno, el equipo catalán dominó a un Inter que se aculó desde el pitio del árbitro y no salió de la cueva ni con el 2-0 en contra. No necesitó grandes ocasiones el Barcelona para adelantarse. Tras un par de avisos de Xavi y en saques de esquina, a la cuarta aparición pescó Piqué un balón en el segundo palo para batir a Julio César. El Barcelona doninaba con claridad, gustaba con su dinamismo y hacía que todo el Inter persiguiese sombras. Con Henry ejerciendo de ancla y recibiendo todo el fuego de Lucio y Samuel. Xavi pudo ampliar la cuenta con una falta que lanzó a milímetros de la escuadra, y luego se desquitó con una apertura magistral para Alves, cuyo centro templado lo remataba a gol Pedro en el 2-0.