Donna Leon: «El medio ambiente no es un problema, es el problema»

Publica «Restos mortales», obra con crimen ecológico en la que por primera vez vuelca su mirada sobre el planeta


Barcelona / E. La Voz

«No soy seria con nada, pero sí con este tema. Lo que le estamos haciendo a nuestro planeta es más importante que el terrorismo, que las políticas de izquierdas o de derechas». Así de tajante se mostró Donna Leon (Nueva Jersey, 1942) al presentar en Barcelona su último libro, Restos mortales (Seix Barral), una novela con crimen ecológico que aborda la grave situación en que se encuentra el medio ambiente. «Esto no es un problema. Es el problema», aseveró en un aperitivo con la prensa la escritora, ganadora el año pasado del premio Pepe Carvalho. Restos mortales es la aventura número 26 del popular comisario Brunetti.

Por vez primera, Leon vuelca su preocupación por el planeta, su «obsesión», según ella misma admite. En este libro, Brunetti decide retirarse una temporada en una casa familiar de San Erasmo, la isla más grande de la laguna veneciana. Una vez allí, entabla amistad con Davide Casati, el encargado de cuidar la casa al que solo parece preocuparle una cosa: el cuidado de sus abejas, que misteriosamente están desapareciendo a causa de algún extraño fenómeno en toda la zona. Cuando Casati aparece ahogado, Brunetti deberá investigar el crimen, que implica a una gran empresa dedicada al manejo de residuos tóxicos.

Donna Leon matizó que, a la hora de escribir Restos mortales, evitó erigirse en una «predicadora». «Un escritor de ficción no debe dar lecciones de moral a su público, ni decirle lo que está bien o mal. Pero aquí solo hay una verdad. Es lo más cerca que he estado de escribir un libro deliberadamente político», dijo la narradora, quien además resaltó que, en esta obra, «lo relevante no es dejar libre o no al asesino».

La novelista marcó así la diferencia con sus anteriores obras, pues hasta Restos mortales la única responsabilidad que sentía con el lector era la de «darle placer».

Tampoco faltaron en el encuentro las críticas hacia Donald Trump. «Lo primero que hizo fue cargarse la agencia estatal de medio ambiente. Él no cree en el calentamiento global», lamentó Donna Leon, para quien existen similitudes entre el nuevo presidente de EE.UU. y Silvio Berlusconi. «Solo hay que ver cómo hablan y tratan a las mujeres».

Leon (que se declaró «abstemia», pues no bebe alcohol, no ve la televisión y no tiene teléfono móvil) denunció también que en ciudades como Nápoles el agua ni siquiera es potable. Algunas voces expertas recomiendan ya que no se utilice ni siquiera para cocinar. «El problema de Italia es que la mafia está metida en los transportes y en las empresas que reciclan los productos tóxicos. Y lo mandan todo a Nápoles. Lo denunció la revista L’Espresso». Leon también mencionó el caso del escritor Massimo Carlotto, que denunció la adulteración de la comida y toda la toxicidad que hay en ella. 

Huir de Venecia

Leon, aunque norteamericana, residió mucho tiempo en Venecia -adonde llegó en 1981 y donde se sitúan las andanzas de Brunetti- y, desde hace poco, lo hace en Suiza. «Venecia se ha convertido en una ciudad de la que hay que huir [se refiere a la saturación turística]. A Barcelona empieza a ocurrirle un poco lo mismo», opinó. Aun así, confesó su simpatía hacia los italianos. «No tengo este sentimiento especial con los suizos, por eso no me planteo llevar a Brunetti a Suiza, aunque siento un gran respeto por el sentido de la responsabilidad en este país».

La escritora destacó que el 23% de los habitantes en Suiza son de origen extranjero. «Hubo un referendo para echar del país a los extranjeros que cometían un robo y la gran parte de los ciudadanos votaron en contra», comentó con orgullo Leon. «En Suiza todo lo relativamente importante para la ciudadanía se vota en referendo», elogió.

Donna Leon trabajó como guía turística en Roma, como redactora de textos publicitarios en Londres y como profesora en distintas escuelas norteamericanas en Europa y en Asia (Irán, China y Arabia Saudí). Actualmente, sus libros, publicados en 34 países, son un fenómeno de crítica y ventas en toda Europa y EE.UU.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Donna Leon: «El medio ambiente no es un problema, es el problema»