El alcalde de Sada recibirá un bastón prestado tras el extravío del original

López Soto tampoco recibió el báculo en el 2007 porque Ares no lo entregó

Anido reclamó el bastón en el verano del 2013 y la Policía Local contestó que había desaparecido.
Anido reclamó el bastón en el verano del 2013 y la Policía Local contestó que había desaparecido.

sada / la voz

El exalcalde Ramón Rodríguez Ares, que tiene en su mano otorgar el gobierno local de Sada a los partidos de izquierda, cerró la campaña electoral con unas cuartetas en las que bromeaba sobre la desaparición del bastón de mando que durante al menos veintisiete años estuvo en sus manos. Decía el líder del PDSP en sus versos que desapareció de la alcaldía, pero lo cierto es que lo que él denomina el «báculo sagrado» estaba en las dependencias policiales, pero nadie lo encontró cuando en agosto del 2013 lo reclamó el alcalde Ernesto Anido para la misa solemne de las fiestas patronales.

En el informe sobre la desaparición, la Policía Local explicaba que no podía entregar el bastón porque ignoraban su paradero y, desde entonces, no se han vuelto a tener noticias del objeto, por lo que el concejal que el sábado sea investido como alcalde recibirá un báculo prestado, que ya ha recibido el visto bueno del secretario municipal.

No será la primera vez ni la segunda que un concejal sadense asume el mando pero no el bastón. Al nacionalista Abel López Soto le ocurrió en las dos ocasiones que tomó posesión. En el año 2003, según él mismo recordaba años después, su antecesor, Rodríguez Ares, llevó al pleno de investidura el objeto, pero no se lo entregó al nacionalista, sino que lo dejó sobre la mesa cuando tuvo que cederle la presidencia. Cuatro años después y una moción de censura por medio, que permitió a Rodríguez Ares recuperar la alcaldía al precio de ser expulsado del PP, el cabeza de lista del BNG volvió a prometer el cargo como primer edil, pero el traspaso de poderes se hizo a regañadientes y el líder del PDSP ni siquiera llevó el bastón a la sesión de investidura, aunque después lo entregó en alcaldía.

Fue ese báculo el que recibió Anido en el 2011, cuando asumió el cargo gracias a los votos del PDSP, y el que desapareció el verano del 2013, cuatro meses antes de la ruptura de gobierno.

Rodríguez Ares se sentará con la izquierda si Portela es alcalde

Representantes de todos los grupos que formarán parte de la nueva corporación sadense se reunieron ayer por la mañana para consensuar los detalles de la sesión de investidura del sábado, que, según acordaron, se celebrará a las doce del mediodía.

Los concejales electos también decidieron cómo se distribuirían los grupos en cada una de las bancadas -de ocho asientos cada una- y, aunque a priori no hay sorpresas, el incremento de ediles del PP, que pasan de cuatro a siete, podría ofrecer la imagen chocante del líder del PDSP, Ramón Rodríguez Ares, rodeado de las fuerzas de la izquierda.

Será él el encargado de presidir la sesión del sábado al ser el edil de más edad y de sus manos saldrá el bastón de mando para el futuro alcalde, momento en el que cederá el asiento a Benito Portela, si finalmente le otorgan la alcaldía, y ocupará su lugar junto Sadamaioría, BNG y PSOE.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

El alcalde de Sada recibirá un bastón prestado tras el extravío del original