«Desde el 2014 vivimos con este miedo, pero esto ha sido una canallada»

Mila Méndez Otero
Mila Méndez REDACCIÓN / A CORUÑA

A CORUÑA

Lucía VidalJorge García

Los 369 trabajadores que la multinacional Alcoa tiene en A Coruña no se esperaban la noticia que a las once de la mañana iban a trasladarles desde el comité de empresa

17 oct 2018 . Actualizado a las 17:28 h.

Estaban acostumbrados a las alertas, a vivir bajo amenaza, a asambleas donde se acordaban movilizaciones de última hora. Pero no a esto. A la notificación de un cierre irrevocable. Los 369 trabajadores que la multinacional Alcoa tiene en A Coruña no se esperaban la noticia que a las 11.00 de la mañana iban a trasladarles desde el comité de empresa.

«Desde el 2014 vivimos con este miedo, pero esto ha sido una canallada, tanto en el ámbito político como en el empresarial», confiesa Óscar Varela. Lleva casi 20 años en la empresa. «Tengo dos hijos que mantener, no me voy a mover de aquí», anuncia. Con él, una treintena de empleados forman desde el mediodía una barrera humana que impide la salida de mercancías de la planta. Los camiones tienen la entrada bloqueada.

«Estamos mobilizados dende o minuto un. Imos facer unha acampada continúa para protexer a nosa fábrica. Tamén imos continuar producindo. De aquí non vai saír ningún material. Consideramos que a partir de agora é noso», avanza Juan Carlos López Corbacho, el presidente del comité de empresa, a las puertas de la fábrica. «A intención de Alcoa é clara: despedirnos a todos e pechar as instalacións. Non o imos permitir. A empresa, como grupo, está gañando cartos en España. É rendible. Reclamamos un acordo co Estado, regular a tarifa eléctrica dunha vez. Levamos así, baixo esta ameaza dende o 2012», apunta el representante de los trabajadores.