El engrandecimiento de Muxía

La mejora de la villa requiere el esfuerzo de todos


muxía

Al llegar por carretera a Muxía quien da la bienvenida al peregrino, al veraneante o al romero es el busto, no siempre en condiciones de revista, de Gonzalo López Abente, el poeta de la villa a la que dio el nombre de Noiva do Vento. No he encontrado definición más tierna y ajustada a la realidad y, pienso, que habría de figurar en aquel busto para conocimiento de los visitantes.La poesía de don Gonzalo ha sido repetidamente encasillada como pondaliana. En parte es cierto, «pero en menos proporción do que se ten suliñado», según escribió Xerardo Mariñas del Valle en 1971 en la revista Galicia , del Centro Gallego de Buenos Aires: «Nin toda a poesía de Gonzalo é deudora do bardo bergantiñán, nin López Abente está carente de personalidade propia».InfluenciasSu pondalismo no nace sólo de la admiración intelectual hacia el gran bardo, sino también y principalmente, de su profundo afecto de familiares. Refiriéndose al libro de sonetos D'outono dice que quien quiera degustar poesía la encontrará en este pequeño libro: «Vencimento, desengano, melancolía, volotean en torno ao corazón do poeta que síntese de volta de tódolos camiños, como volvoretas arredor dunha lámpara».Se explica Gonzalo -aunque nadie que lo conociera lo comprendiese- en versos como os seguintes: «Leva no peito o monstruo do pecado, e a podre da maldade nos sentidos, vivo bañado no licor do vicio».«Eu que gozei do seu trato na Coruña, non sei que aquel home todo bondade, afectuosidad, desambición, tolerancia poidera ter cousa de que se arrepender», continúa Xenaro Mariñas.Pasado el Rubicón del 2002, el preocupante año capicúa del siglo XXI, en el año 2003 se cumplirá el 125 aniversario del nacimiento de López Abente. Quizás sea la fecha señalada para que los muxiáns tengan un mejor conocimiento de uno de sus vecinos de mejor vena poética y así perpetuar un gran trozo de la historia lírica de la villa protagonizada, por aquel. Tiempo hay para ello y engrandecer a sus hijos es la mejor forma de engrandecer Muxía. Y es que engrandecer la villa es una tarea de todos cuyo final, como poco, está muy lejano: todos los esfuerzos son y serán pocos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El engrandecimiento de Muxía