El PP cierra filas con Tomé y lo nombra candidato en Porto do Son

Javier Romero Doniz
Javier Romero NOIA/LA VOZ.

BARBANZA

La formación sonense respetará la estructura actual formada por una gestora presidida por Asunción Torres

11 sep 2010 . Actualizado a las 02:00 h.

Ni Herminia Pouso, ni Luis Oujo, ni Asunción Torres: la elección del PP para luchar por la alcaldía sonense en las próximas elecciones municipales es Manuel Tomé. Y es que fueron muchas las especulaciones sobre esta cabeza de cartel que en las últimas semanas intensificaron la crónica política de los populares en Barbanza, donde, por cierto, todavía quedan otras muchas incógnitas por desvelar en cuanto a candidatos, como la que afecta a Torres y Ruiz, en Ribeira. La elección se hizo pública ayer, en una presentación en la que el ex alcalde estuvo escudado desde su llegada a la sede del partido en Porto do Son por el secretario provincial del PP, Diego Calvo, su homónimo de organización, Manuel Álvarez-Campana y Rosa Quintana, que, además de conselleira do Mar, también forma parte de la ejecutiva provincial. Tomé aprovechó la cita, además de para agradecer a su partido el «voto de confianza», para confirmar que la gestora que actualmente manda entre los populares sonenses seguirá presidida por la concejala Asunción Torres, con él como portavoz municipal. El reelegido candidato no dudó en valorar de «positivo» que el PP sondease otras alternativas para encabezar la lista sonense en los próximos comicios locales: «He sido cauto siempre y nunca he hecho declaraciones en este aspecto. Tengo claro que estamos en una democracia y que, por tanto, que se planteen criterios diferentes es el mejor ejemplo que podemos dar». Reacciones Sobre las reacciones que su designación puede conllevar entre un sector del partido local que se oponía a ella, Tomé aseguró desconocer que haya militantes a disgusto con que él sea candidato. Igualmente, añadió que, en caso de existir, le gustaría escuchar a esas partes «ya que es de recibo y para ello el partido tiene unos órganos». A su vez, Diego Calvo alabó el trabajo de Tomé durante sus años como alcalde, «situando a la localidad en el mapa por cuestiones positivas y no de corrupción urbanística». Además, añadió que los sonenses se merecen «algo mejor que una coalición de perdedores».