Un «sablazo» a las arcas y al diálogo

Cada vez que se habla de liberaciones y de salarios públicos se tensa el debate; el guion se ha cumplido en Vilagarcía


vilagarcía / la voz

El debate es tan viejo como la democracia. ¿Deben los políticos percibir un sueldo por su trabajo público? ¿De cuánto debe ser esa retribución? Esas preguntas, aunque con matices, siguen generando un intenso debate, por mucho que se haya intentado minimizarlo estableciendo por ley las cantidades que pueden percibir los integrantes de las corporaciones municipales en función de diversos criterios. Por eso, no resulta sorprendente que la decisión del gobierno socialista de Vilagarcía de ampliar su número de concejales liberados -serán seis ediles además del alcalde- y de realizar una subida de sueldo del 10 % con respecto a lo que se cobró en los últimos cuatro años, iba a destapar la caja de Pandora.

Y así ha sido. El PP de Vilagarcía emitió ayer un comunicado de prensa en el que se lamentaba del «sablazo a la ciudadanía» perpetrado por el gobierno de Varela. «Su verdadero modelo de ciudad es subirse el sueldo a costa de los vecinos», dice el portavoz de la primera fuerza de la oposición, Alfonso González Gallego. Los populares señalan que «con un IPC interanual del 0,8%, un 3,9 % en cuatro años, el alcalde se fija un diez por ciento de aumento». Solo el alcalde, dicen «nos saldrá casi 5.000 euros más caro al año que en el mandato anterior». Los populares también se lamentan del incremento del número de concejalías liberadas y de las «intenciones partidistas» de esta medida, ya que no se suben las remuneraciones por asistencia a comisiones informativas, «de manera que no hay subida para los distintos grupos, sino solo para el gobierno», argumentan desde el PP.

El BNG no quiso valorar ayer la propuesta con la que el gobierno local llegará hoy al pleno, ya que el asunto aún iba a ser tratado anoche en una asamblea local. En todo caso, Lucía Veloso, la portavoz nacionalista, dejó claro que de este asunto nadie había hablado con su formación. «Non o necesitan», dijo. Hace cuatro años, sin mayoría absoluta, el ejecutivo de Alberto Varela tuvo serios problemas para llegar a un acuerdo sobre liberaciones y salarios. Finalmente, logró sacarlo adelante gracias al PP.

Marea da Vila tampoco tiene nada clara la subida de salarios planteada por el gobierno local. «O documento que se nos achega non motiva nin xustifica a razón das concellerías liberadas». A juicio de la formación que encabeza María de la O Fernández, «o que debe xustificar eses 49.661 euros a maiores que durante cada ano dos próximos catro nos gastaremos ao respecto do mandato anterior debería ser a mellora da xestión da nosa vila». Pero lo que más preocupa a la formación es cómo ha adoptado el gobierno esta decisión. «Temos que lamentar a falta de diálogo e as formas», sentencian.

La falta de diálogo molesta, también, a Vilagarcía En Común. Su portavoz, Suso López, considera que «imos ver ao verdadeiro PSOE, sen cortapisas, ao non ter que chegar a acordos con ningún grupo». Amparados en su mayoría absoluta, dice, los socialistas han decidido «aumentarse o salario e incrementar as liberacións». Algo «máis propio da dereita, que no que respecta aos seus petos non teñen en consideración os salarios medios dos traballadores e chegan á política pensando que deben ter máis retribucións». En Común planteaba, en su programa electoral, reducir el sueldo del alcalde a 36.000 euros, y así lo reiterará hoy en el pleno. Además, considera innecesarios los cargos de confianza y pide que se reduzcan las remuneraciones a los concejales y se aumenten a los partidos políticos.

Desde Ciudadanos, David Oliveira se reconoce sorprendido por no haber sido llamado en ningún momento por el gobierno local para abordar estos asuntos. En todo caso, recuerdan que la formación naranja ya estaba en contra del número de liberaciones existentes en el mandato anterior. «Y ahora hay más».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Un «sablazo» a las arcas y al diálogo