El Burela, a un punto del sueño

Juanma, entrenador del Pescados Rubén: «Ningunha euforia, de momento non fixemos nada»

i.d.
burela / la voz

A un punto del sueño, del ascenso a la máxima división del fútbol sala nacional masculino. Así está el Pescados Rubén Burela FS, a falta de tres jornadas y nueve puntos por disputarse. Nueve puntos es también la ventaja que el Burela tiene sobre sus inmediatos seguidores, el Betis y el Mengíbar, de modo que con lograr un empate el próximo sábado en Vista Alegre, en el partido que le enfrentará al Noia a partir de las cinco de la tarde, el ascenso estaría matemáticamente consumado.

Sería la vía rápida, la que esperan todos los seguidores. Pero es que la ventaja del Burela es tal que incluso perdiendo los tres partidos que restan tendría muchísimas posibilidades de quedar igualmente primero y ascender. Es así porque con el Betis tiene el golaveraje particular ganado y con el Mengíbar, aunque lo tiene empatado, tiene una ventaja de goles totales a favor muy importante (10). Así las cosas, para que el Burela no consume el ascenso tendría que perder los tres partidos que restan por derrotas muy abultadas, mientras que el Mengíbar debería machacar y apabullar literalmente a sus rivales.

Así pues, aunque matemáticamente el Burela no esté ya ascendido, en la parroquia naranja se da por hecho. Con todo, el entrenador naranja, Juanma, sigue tirando de la prudencia que tan buen resultado le ha venido dando: «Non hai ningunha euforia, hasta que o ascenso sexa unha realidade. Quedan tres partidos e hai que gañar os tres. Ese é o noso obxectivo, porque así ven sendo dende a xornada 1, cada partido unha final».

Seguir apretando

Ese mensaje que transmite Juanma, y que entra dentro de lo previsible en sus circunstancias, es compartido por todo el plantel: «Gañamos o partido en Córdoba, vimos os resultados, por suposto que nos puxemos moi ledos, pero acabouse e dixemos todos, a seguir apertando. Non había ese clima de pensar que xa está todo feito, nin celebración excesiva. Solo cautela e a seguir traballando para agarrar outro triunfo».

Lo que sí espera Juanma es que el sábado Vista Alegre, con los dos grandes partidos que se disputarán, presente un ambiente de gala: «Certo. Nós podemos facer historia no club, ascender na cancha, por méritos deportivo, o que sería un trunfo para un grupo de xogadores que levan dous anos traballando moi duro. Pero non vai ser un partido doado. O Noia xa nos gañou na casa o ano pasado, ven de gañarlle ó Betis e nos últimos partidos sumou moitos puntos. Nós non pensamos no ascenso. É un partido máis, como foi o de Córdoba, Rivas, Talavera... Esta competición é moi complicada. Calquera equipo te pode gañar, de feito hai seis equipos que están pelexando por non descender. É unha liga moi igualada, o que pasa é que os números que fixemos nós son moi bos, pola regularidade», añadió Juanma.

E insistió en su mensaje: «O sábado non imos ter preparado o champán. Non é o momento de pensar en iso. O equipo é responsable e maduro, está concienciado e non hai euforia nin relaxación. Sabemos que estamos aí porque cada partido, dende a primeira xornada, para nós foi unha final. E así vai ser nas tres xornadas que quedan», concluyó.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El Burela, a un punto del sueño