Lo que oculta el bandeo del pendón en Arante

La escenografía que se representará el lunes tiene su explicación en un episodio histórico de hace 209 años

.

ribadeo / la voz

El lunes se celebrará la romería de As Cruces, en Arante (Ribadeo), que conmemora la resistencia que en 1809 vecinos de siete parroquias de Ribadeo y Trabada (Arante, Ove, Cedofeita, Cubelas, Vidal, Valboa y Sante) plantearon en el lugar a las tropas de Napoleón que avanzaban camino de Mondoñedo con el general Fournier al frente. El ritual es conocido, con las cruces y pendones que representan a cada parroquia, el bandeo final y toda una escenografía cuyo origen y significado se va difuminando con el paso del tiempo. Para evitar que este rico patrimonio se pierda la Xunta ha editado un folleto en el que se explica cada paso.

A grandes rasgos, la tradición dice que el día de la romería, desde el amanecer, gaiteiros recorren Vilamariz, Bestilleiros y A Ponte, anunciando el comienzo del día festivo. Al tiempo los vecinos de cada parroquia salían temprano hacia A Ponte, precedidos por su cruz y pendón. Llegaban desde las dos partes del río y los que acudían desde Vidal y Arante se detenían en el cruce de Os Bestilleiros que va a Vilamariz, mientras el resto esperaba en el puente que está junto a la capilla.

Al mediodía, el párroco realiza el acto de bendición de los campos en Os Bestilleiros y, a continuación, las cruces y pendones de Vidal y Arante comienzan el recorrido en procesión hasta la capilla. Ya allí, una representación de la parroquia de Ove los recibe. Tras los saludos de rigor, con la inclinación de cruces y pendones, las cruces de Ove y Arante se dirigen al interior de la capilla. El derecho a presidir la procesión corresponde a la Cruz de Malta en su pendón, la parroquia de Ove, a quien acompaña la de Arante por ser la parroquia donde está situada A Ponte.

La procesión sale de la capilla, con las imágenes de la Virxe das Virtudes, la Virxe do Socorro y Santiago Apóstol. Llegados a la parte posterior de la capilla se celebra el ritual de los pendones y las cruces en homenaje a la Virgen. Los porteadores se colocan frente a frente y comienzan a arriar los pendones: primero con una inclinación a tierra, a la que sigue la recogida y avanzar un paso. Lo hacen tres veces. Primero hacia delante y después hacia atrás.

Sigue el bandeo del pendón, con un vecino en el centro del atrio, de rodillas, que le da siete vueltas hacia cada lado, haciendo el cambio de sentido sin dejar de girar y sin que la cruz que corona el pendón roce en el suelo. Al finalizar, el resto de pendones y cruces se arrían sobre él. Finalmente, la comitiva regresa a la capilla dando dos vueltas a su alrededor, para concluir la misa.

Que no se pierda este ritual y su significado es tarea de todos. La fiesta, que aspira a ser de interés turístico, comenzará ya mañana (tocarán Superfama y Merengue) y el lunes será la romería. Con buses gratis para acudir.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Lo que oculta el bandeo del pendón en Arante