Estas guardias sí que son de armas tomar

Loli de 49 años y Mayra de 35; una estuvo cuatro años en Foz, la otra en Vegadeo

s. c.
lugo / viveiro / la voz

A Loli Neira (Lugo, 1968) y a Mayra Rojo (Abadín, 1982), solo las separan catorce años en el tiempo y unos 65 kilómetros de distancia que hay entre sus puestos de trabajo.

Son las únicas guardias de la provincia de Lugo que pertenecen a la unidad de élite de la Benemérita, donde ya están «bautizadas» con sus respectivos motes: Loli es «la mamá» y Mayra es «la niña».

Extrovertida y de acción

Loli Neira quiso ser guardia desde muy joven. Su gusto por esta profesión le viene de una herencia familiar frustrada. Su padre quiso ser guardia pero no pudo. Estudió la oposición e ingresó en el Cuerpo en 1995. Tras salir de la academia de Guardias y Suboficiales de Baeza, estuvo de eventual durante un año y medio en Valencia, donde intervino en importantes operaciones como la ruta del Bakalao.

Tras seis años ejerciendo sus trabajos en dos cuarteles de Zamora (Puebla de Sanabria y Manganesa), pisó tierra gallega: cuatro años en Foz, otros cuatro en Castro de Rei y desde hace siete en Guntín. «Pertenecer a la SIR es ser consciente de que estés donde estés tienes que estar preparada para recibir una llamada, coger las cosas y estar lista en diez minutos. Me encanta la acción y las actuaciones que se desarrollan en la SIR».

Tímida y muy responsable

Mayra Rojo tenía trece años cuando le comunicó a su madre que sería guardia. «Ós 21 anos aprobei a oposición estiven un ano no Cuartel de Vegadeo, fun para La Rioja, onde estiven un ano e oito meses traballando en seguridade ciudadana. En marzo do 2008 cheguei á A Pastoriza e aquí sigo», relata Mayra, una veterana en la SIR.

Seguridad Ciudadana Guntín y SIR. Servicio de Élite.. Estuvo cuatro años en el cuartel de Foz

La acción

Extrovertida, impulsiva, clara, directa y la mejor consejera de la SIR

Seguridad Ciudadana A Pastoriza y SiR. Comenzó en Vegadeo. Una veterana entre la élite.

Hacer labores burocráticas

Detrás de su timidez y seriedad, se esconde una mujer sensible y con gran corazón

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Comentarios

Estas guardias sí que son de armas tomar