Sí, puedes bañarte en un mar de ardora

AL SOL

Rubén Prieto

Un fenómeno natural que también es posible disfrutar en aguas gallegas

30 ago 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

Los mares luminosos o fosforescentes eran una vieja leyenda de marineros, ya relatada por Julio Verne en 20.000 leguas de viaje submarino, hasta que la NASA consiguió fotografiar por primera vez este fenómeno a través de un satélite oceanográfico en el 2005. Los pescadores gallegos se fueron acostumbrando a ver menos este brillo azul, provocado por la concentración de unas algas, ante el aumento de la contaminación lumínica.

Pero bañarse en un milky sea, como llaman en inglés a los pequeños destellos luminosos que chispean al perturbar este plancton con olas o corrientes, no es un sueño tan imposible. «Hai que estar na praia de noite! Todas as veces que gocei deste fenómeno foi por sorpresa. É máis común do que a xente cre. O pouco común é bañarse de noite», cuenta Rubén Prieto, director de la escuela Surf Costa da Morte, en la playa de Nemiña (Muxía).

Rubén Prieto

Fue en una de esas noches de verano cuando inmortalizó con su cámara el fenómeno. «Moitas veces, despois das clases, quedamos no chiringuito vendo a posta de sol e logo a Vía Láctea, ata que alguén berra ‘Mar de Ardoraaa! Mar de Ardoraaa!’. O día destas fotos era a noite de San Xoán, e quen deu a voz de alarma foi Nico, un dos socios do noso club Nemiños SCM Surf Club», recuerda Rubén. «A primeira vez que o vin foi en Quenxe, Corcubión. A última, hai unhas semanas, no Pacífico, nunha viaxe a México. Para escapar da masificación de surfistas decidín surfear ás catro da mañá. En canto me lancei á auga vin como con cada remada pintaba o mar de luz coas mans. Bañarse con este fenómeno sempre me lembra á famosa película de James Cameron e síntome un avatar en Pandora», describe.