¿Por qué Amazon se llama Amazon?

Ya sea por querer ser el primero, celebrar la pérdida de la virginidad empresarial, homenajear a sus hijos o por una disputa familiar, la realidad es que los nombres de algunas de las firmas internacionales más conocidas tienen una historia detrás que ahora te contamos


Amazon

El primero de la lista

Jeff Bezos no anduvo fino cuando eligió el nombre del actual Amazon. Le puso Cadabra. Y, cuenta la leyenda que, su parecido a «cadáver» en castellano le hizo replantearse, en parte, su idoneidad. Sea o no cierto, lo que más peso tuvo fue que quiso elegir un nombre que empezara por A para que apareciese bien colocada en los buscadores, que por entonces ofrecían resultados por orden alfabético. Su gusto por el Amazonas terminó por derivar en Amazon.

Coca-Cola y Pepsi

De jarabes para la digestión a refrescos

Curiosamente el origen de dos de los refrescos más comercializados en el mundo es similar. Tanto Coca-Cola como Pepsi fueron ideados por químicos-farmacéuticos como jarabes para tratar problemas de estómago. Además, ambos le dieron el nombre por su composición. El primero: planta de coca, nuez de cola y agua de soda. El segundo: la pepsina, que es una enzima digestiva, y también la nuez de cola.

Virgin

Cómo Richard Branson perdió la virginidad

En pleno 2020, Virgin es una de las multinacionales de mayor diversificación de negocio. Pero todo tiene un inicio marcado por la incertidumbre. El de Richard Branson está en 1968 cuando, con 17 años, pone en marcha sus primeros retos. En el momento en que la cosa empieza a funcionar, aseguran que alguien de su equipo le recuerda que aún eran vírgenes en los negocios. Y ahí le vino la inspiración para darle nombre a su firma: Virgin.

Asics

Anima sana in corpore sano

Qué más seña de identidad para una marca deportiva que la salud. Así nació Asics, acrónimo de Anima Sana In Corpore Sano (Asics). Inspiración del pasado hubo también para dar nombre a Nike. La de la diosa griega de la victoria (Niké). El logo es la forma de una de sus alas.

Barbie y Ken

Los novios que son hermanos

¿Cómo dos muñecos infantiles pueden tener una historia llena de morbo y sexualidad? Pues llamándose Barbie y Ken. La primera nació de la casualidad, cuando Ruth Handler, copropietaria con su esposo de Mattel, viajó con su hija a Alemania. Allí, la pequeña se enamoró de una muñeca llamada Bild Lilli, con unas espectaculares curvas, a la que una importante parte de la sociedad germana había catalogado como sexual. Pero Ruth vio a su pequeña tan fascinada que le compró varias. Y, de regreso a Estados Unidos, decidió inspirarse en Lilli. El nombre de la nueva muñeca fue el de su hija. Años después había que buscarle un novio y creó a Ken. Pero, en contra de lo que dice la leyenda, este no era el nombre de la pareja de Barbie, sino de su hermano. Es decir, del otro hijo de Ruth.

Ikea

Acrónimo de su fundador y su origen

Ingvar Kamprad se crio en la granja de Elmtaryd, cercana al pueblo de Agunnaryd. El acrónimo de estos cuatro nombres se convirtió en el líder del mueble de bajo coste: Ikea. Un homenaje al fundador de la empresa y su origen.

Adidas y Puma

La enemistad de dos hermanos

Los hermanos Dassler crearon a principios de los años veinte la firma Gebrüder Dassler Schuhfabrik, que confeccionaba zapatillas deportivas. Con el inicio de la Segunda Guerra Mundial, comenzaron a trabajar también para el ejército. Pero el conflicto bélico separó a ambos hermanos. Primero, territorialmente, y luego sentimentalmente. Una vez finalizada la guerra, el negocio renació gracias al mercado estadounidense. Pero Rudolf, investigado por una supuesta conexión con las SS, acusó a su hermano de traicionarlo. Y separaron sus caminos. Adolf creó Adidas (acrónimo —el comienzo de cada palabra— de Adi, que así lo llamaban, y Dassler). Y Rudolf, Ruda (también acrónimo). Poco después cambió la primera letra y nació Puma.

Zara

La inspiración de Zorba, el griego

Como se puede comprobar en tantas marcas, el primero no es siempre el nombre que triunfa. En Zara también pasó. Cuando Amancio Ortega inició el que años después sería el referente de la moda a nivel mundial, decidió llamarle Zorba, por su afición a la película «Zorba, el griego». No convenció a su propietario y, sin variar la tipología de letra, hizo algún pequeño retoque hasta llegar a Zara.

Starbucks

Homenaje a Moby Dick

Tres estudiantes universitarios de San Francisco apostaron en 1971 por la venta de granos de café de calidad superior. A la hora de elegir el nombre de la empresa, quisieron que este los distinguiera no solo por la bondad del producto, sino por sus principios. Evocar el romanticismo del mar y los primeros comerciantes de café. Así, buscaron un libro marino como inspiración. Llegaron a Moby Dick y con él a Starbuck, el personaje cabal de la novela. Le añadieron la s y encontraron nombre para su negocio.

Audi

Otra batalla fraternal

Cuando August Horch se fue de la empresa familiar que había fundado años atrás, quiso poner su apellido a su nueva sociedad. Pero su hermano se lo impidió porque ya estaba registrado. Así que lo tradujo al latín (audite) y apostó por Audi. Los 4 aros son fruto de la fusión con otras 3 firmas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

¿Por qué Amazon se llama Amazon?