Quique Peinado: «Llevo con esta pinta desde los 19»

Ana Montes

YES

Virginia M.Chico

Su madre ya no sabe cómo pedirle que se corte el pelo, pero Quique no piensa cambiar. El colaborador de «Zapeando» defiende la televisión con humor, porque prefiere no tomarse las cosas muy a pecho, aunque él sea de corazón blandito.

30 jul 2017 . Actualizado a las 13:24 h.

Viene del periodismo deportivo, pero ahora se salta sus titulares porque no entra en el juego que, dice, han creado en la información deportiva. Hace años a Quique Peinado (Madrid, 1979) la vida le dio un vuelco y le colocó en la radio y la televisión haciendo guiones, y desde Zapeando, como copresentador. Allí rajan sobre la tele, un medio sobre el que «los periodistas rajan mucho, hasta que les llaman y pierden el culo por ir» porque también «se pueden hacer cosas buenas», dice. Para él, lo mejor que ha hecho con creces es el recién estrenado Radio Gaga, en #0 de Movistar. Junto a Manuel Burque, Quique Peinado ha iniciado este proyecto a bordo de una caravana para escuchar las historias extremas de personajes al margen y al límite a través de una emisora de radio local destinada a enfermos mentales, inmigrantes de un centro de acogida o enfermos medulares, entre otros colectivos. Un formato que viene con éxito asegurado.

­-¿Alguna vez habías viajado en caravana?

-No, pero siempre me ha parecido una forma muy guay de viajar, y eso que yo mido 1,90, no soy muy de cámping y no tengo carné de conducir. No me atrae conducir, no tengo ni idea del mundo de los coches y no me da pereza coger el transporte público. Hoy día sigo yendo a trabajar en metro y me viene muy bien porque puedo ir leyendo ahora que no tengo tiempo.

­-¿Qué tienes tú de aventurero?

­-Pues nada. Yo soy muy conservador en cuanto a mis hábitos personales y en casi todo lo demás. No soy de hacer turismo con mochila. Soy muy cómodo y me gusta el hotel y el viaje cerrado desde el principio.

­-¿Y qué tal ha sido estar en la caravana de Radio Gaga?

­-Bien, bien, bien. Y va a ayudar a la gente a ver a los demás de otra manera. La mejor experiencia de toda mi vida, sin ninguna duda. Ha sido como un caramelito y nunca pensé que me lo darían a mí. Me llamó la cadena #0 para proponérmelo sin conocerme personalmente y, aunque yo personalmente creía que sí lo podía hacer y por eso ha quedado muy bien, me impresionó su ojo de cazatalentos y que vieran que yo pudiera hacerlo.

­-¿Con qué colectivo has empatizado más?

­-Con el de salud mental. Te pone delante de esta realidad que yo no conocía y hacia la que quizás tenía prejuicios con otra visión. El listón de la enfermedad mental es muy fino y creo que si lo bajaran un poco entraríamos muchos ahí, y otros no estarán tan lejos. El formato ha apostado por los colectivos al margen y ha acertado, cuando todo el mundo cree que cuando aparece la discapacidad en la televisión la gente cambia de canal.

­-A tu compañero, el gallego Manuel Burque, se le saltó el llanto al contemplar el producto del programa. ¿Y tú eres de corazón blandito?

­-Sí, soy empático y sobre todo desde que he sido padre.

­-¿Como guionista tienes una colección de diálogos archivados en tu memoria?

­-No, no soy nada freak. Tengo cómicos preferidos como tiene todo el mundo, pero soy autodidacta porque no estudié guion, sino Periodismo. Pero me siento muy a gusto como guionista, es lo que más me gusta, además de la radio, y espero que ambas facetas sean el sustento de mi vejez, porque el trabajo en la tele es un grato accidente. Es muy gratificante. Todo lo que me han ofrecido en televisión ha estado muy bien, y trabajar con Globomedia es una garantía porque además la tele está muy bien pagada, nada que ver con otros medios.