75 años de la Vuelta de Delio

El de Ponteareas todavía conserva el récord de victorias de etapa con 39, que casi duplican al segundo


En año ciclista para la ciudad de Vigo, cuando estrenamos diez nuevos kilómetros de carril bici, estamos también de aniversario. Porque se cumplen 75 años de una gesta enorme: la que protagonizó en 1945 un humilde deportista que desde Ponteareas conquistó el Olimpo de las dos ruedas, en los tiempos en que este deporte solo estaba hecho para titanes. Aquel año, Delio Rodríguez ganó la Vuelta a España en el mayor éxito de una carrera repleta de triunfos. Porque todavía conserva hoy el récord de victorias de etapa en la Vuelta, una marca que nadie ha podido arrebatarle, ni siquiera 26 años después de su muerte, en 1994. Ganó 39 y su inmediato seguidor se quedó en veinte.

Hace tres cuartos de siglo, Delio Rodríguez vivía la etapa de su vida. En la primera, se había impuesto con autoridad Julián Berrendero, gran figura de la época, vencedor en las ediciones de 1941 y 1942, además de rey de la montaña del Tour en 1936. Barrendero, al que apodaban el Negro de Ojos Azules, se había formado en Francia, donde se refugió durante la Guerra Civil. Y aquella edición de 1945 parecía diseñada para él. Al término de la primera jornada, ya le sacaba seis minutos en la general al de Ponteareas. Pero el destino había reservado el día siguiente para Delio Rodríguez.

En una etapa increíble entre Salamanca y Cáceres, bajo una lluvia fina, entró en una fuga con otros corredores, que se fueron descolgando con el paso de los kilómetros. Solo él resistió hasta el final, en una pedalada épica que le permitió llegar a la meta con quince minutos sobre el segundo y media hora sobre los favoritos. Nada pudo hacer Julián Berrendero en las 17 etapas restantes, salvo recortar escasos segundos a Delio, quien entró triunfante en Madrid con su maillot rojo el 31 de mayo de 1945, con más de 30 minutos de ventaja en la general y el mayor éxito de su carrera: la Vuelta Ciclista a España.

La historia de Delio Rodríguez es de un mérito enorme. Baste decir que su primera bicicleta se la tuvo que construir él mismo, en el taller de su padre. Y que se hizo profesional a fuerza de entrenarse por las maltrechas carreteras de O Condado, soñando que la Picaraña era el Coul du Tourmalet.

Pronto llamó la atención del ciclismo profesional y fue invitado a la segunda edición de la Vuelta a España, en 1936. Mal año para debutar, porque estallaba la Guerra Civil y fue llamado a filas, para cambiar el maillot por el uniforme militar.

Rematada la contienda, en 1939, pudo volver a pedalear. Y en la Vuelta a Cataluña de 1939 dicen que le robaron la bici al término de una etapa. Había entrado en una ferretería a comprar unas piezas y, cuando salió, su herramienta de trabajo había desaparecido. La Guardia Civil localizó al ladrón horas más tarde por un detalle llamativo: en el cuadro de la bicicleta estaba pintado un nombre, Delio Rodríguez.

El otro récord

Desde entonces, se sucedieron los éxitos y las victorias en las grandes pruebas. También probó fortuna en el calendario internacional, disputando dos vueltas a Suiza. Pero su gran triunfo llegaría en 1945 en la Vuelta Ciclista a España. En esa edición ganaría además seis etapas, para seguir labrando su récord imbatible de 39 victorias. También tiene todavía otro récord vigente, el de mayor diferencia con el segundo clasificado, con sus 30 minutos y 8 segundos sobre Berrendero.

Sus hermanos Emilio, Manuel y Pastor también fueron ciclistas profesionales, también de éxito. De hecho, Emilio gano la Vuelta en 1950 y su hermano Manuel fue segundo, otra rareza en esta emblemática prueba.

En Vigo, es también recordado por su emblemático negocio de bicicletas y porque su nombre siempre fue una bandera para los aficionados al ciclismo. Y fue un ejemplo para otro campeón de Ponteareas, Álvaro Pino, con su memorable Vuelta a España de 1986, en una edición de leyenda en la que derrotó a Laurent Fignon, Sean Kelly, Robert Millar y Perico Delgado.

Pero el pionero fue Delio Rodríguez. Quien, además, aún puede presumir de récords que parecen inalcanzables. Se cumplen ahora 75 años de aquella histórica Vuelta Ciclista a España y de nuestro primer campeón.

En la Vuelta a Cataluña le robaron la bici cuando entró en una ferretería a comprar piezas

Cuando estalló la Guerra Civil, tuvo que dejar el maillot para vestir el uniforme militar

Tuvo que construirse él mismo su primera bicicleta en el taller de su padre

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

75 años de la Vuelta de Delio