Una clase en la zona cero de los incendios

Los vecinos de Chandebrito recuerdan el fatídico día con los alumnos de la ESO del colegio Estudio


nigrán / la voz

Han pasado cinco meses desde los incendios que arrasaron con la parroquia nigranesa de Chandebrito. Nadie puede olvidar lo sucedido. Los alumnos de la ESO del colegio Estudio lo comprobaron de primera mano. En una actividad integrada en el programa de educación medioambiental Voz Natura, los niños hicieron un recorrido por la zona calcinada. En ese trayecto, hicieron entrevistas a vecinos de Chandebrito que vivieron aquella fatídica jornada.

«Se pusieron en contacto con la realidad de la zona», asegura Gabriel Meizoso, uno de los profesores que acompañó a los jóvenes. Reporteros por un día, los alumnos del colegio Estudio, conocieron los pormenores de la tragedia contada por los propios vecinos que la vivieron en primera persona. «Algunos alumnos también viven en Chandebrito, y cuando tuvo lugar el incendio, nos contaron historias aterradoras», recuerda Meizoso, coordinador del proyecto Voz Natura en el centro y docente de Biología. Pero en las entrevistas no solo se trataron los incendios. Los vecinos, la mayoría de ellos mayores, charlaron sobre el pasado y el futuro de la parroquia.

Pero la actividad, que tuvo lugar el pasado miércoles, constó de muchas más actividades. Los jóvenes elaboraron unos carteles que colocaron en los petroglifos de Chandebrito que fueron dañados por las llamas. El objetivo es señalizar esas joyas patrimoniales, cuyos rótulos quedaron completamente calcinados. Los carteles elaborados por los estudiantes contienen el mensaje «respétalo y cuídalo».

El objetivo de esta salida era poner en valor el patrimonio cultural y natural de Chandebrito. Además de las entrevistas, que fueron grabadas en vídeo, los alumnos visitaron un molino hidráulico de grano y su presa, donde aprendieron su funcionamiento; acudieron a la iglesia de San José, para investigar sus características y estudiar su pasado; y recogieron muestras de la biodiversidad de para aumentar una guía sobre la naturaleza elaborada por los estudiantes.

Meses antes de los incendios, el colegio Estudio participó en otra actividad de Voz Natura, en la que, en colaboración con la comunidad de montes de Chandebrito, plantaron 33 castaños en el marco de una reforestación.

Voz Natura es el programa de educación medioambiental de La Voz de Galicia desarrollado por la Fundación Santiago Rey Fernández-Latorre desde el curso 1997/1998. Su objetivo es concienciar e implicar a la comunidad escolar de Galicia en la recuperación y defensa de la naturaleza.

Newsletter Educación

Recibe todas las semanas la información más relevante sobre educación

Votación
0 votos
Comentarios

Una clase en la zona cero de los incendios