Los riesgos del «just in time»


Fabricar un coche requiere entre 70.000 y 90.000 piezas distintas y hasta medio millar de proveedores. La planta viguesa de Citroën, trabaja bajo la fórmula del just in time con el mínimo almacenamiento posible de piezas, para ahorrar costes logísticos. Pero el ahorro sale caro cada vez que falla un proveedor. Ocurrió el pasado mes de marzo con Hitachi, tras el terremoto de Japón y hasta en medio docena de veces más en lo que va de año.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Los riesgos del «just in time»