Érika y un par más

La lateral brasileña llegada del Oviedo será una de las escasas novedades en un Dépor femenino que apostará por el mismo bloque para intentar subir

.

A Coruña

Lateral izquierdo brasileña de 21 años procedente del gran rival. Érika Samia Lima da Silva es el primer refuerzo del Deportivo femenino de cara a la próxima temporada. Un curso 2018-2019 en el que las novedades serán escasas y el objetivo el mismo: disputar la eliminatoria de ascenso, tratando de subir al primer peldaño de la competición.

Hace poco más de una semana desde que el equipo concluyó su trabajo y el club ya planifica el porvenir. Manu Sánchez se mantendrá en el cargo de entrenador y a sus órdenes dispondrá de un bloque casi idéntico al que manejó durante la campaña recién terminada. Dispondrá de una plantilla más corta, para darle así oportunidades a las chicas del filial que tan buen papel hicieron este curso, y se espera que apenas haya tres o cuatro incorporaciones. La primera fue anunciada ayer en la web blanquiazul.

El técnico

Tercer curso de Manu Sánchez al frente. Pese a que el equipo no logró clasificarse para el play off de ascenso, desde el club están contentos con el trabajo tanto de Manu Sánchez como de su equipo de colaboradores. El proyecto solo tiene dos años de vida y no es fácil subir a la Liga Iberdrola, de la que solo forman parte 16 equipos. El primer año se comenzó de cero y aún así el equipo se convirtió en el mejor de Galicia, destronando al Olivo; y en el segundo solo se perdió un partido en toda la Liga, algo que finalmente costó el campeonato. El Real Oviedo domina el fútbol del noroeste español desde hace tres lustros y nunca antes había estado un equipo tan cerca de arrebatarle el bastón de mando.

El plantel

Voto de confianza como reconocimiento al buen papel. Tanto Manu Sánchez como el club coruñés confían plenamente en el mismo bloque de jugadoras de la pasada temporada. Consideran que las Malena, Raquel, Tere Abelleira o Nuria son el futuro del equipo blanquiazul y que es solo cuestión de tiempo que cojan horas de vuelo para que se conviertan en jugadoras de Primera División. Lo mismo sucede con las jóvenes venezolanas Gaby, Kika y Michelle. Experiencias como la final infeliz disputada contra el Oviedo debe ayudarlas a curtirse en el fútbol de élite. A su lado les seguirán aportando experiencia las Silvia Mérida, Míriam Ríos, Iris o Peke. Esta última lleva dos años seguidos rechazando ofertas de Primera División ante la seriedad y la apuesta que el Deportivo ha realizado por ella. La última ha sido del Athletic Club de Bilbao, uno de los grandes del fútbol español. Peke se queda porque quiere subir al Dépor a la máxima categoría.

Bajas

Lía, pendiente de Estados Unidos, y Estefi lo deja. El club quiere hacer pocos cambios y los que habrá será porque quiere reducir la plantilla (eran 22 jugadoras). Sheila, Sara del Estal, Jone, Miga, Estefi y Lía cambiarán de aires. A Estefi se le dio la opción de elegir su futuro ?«algo que se ha ganado», aseguran desde el club, dada la importancia que tiene dentro del vestuario»?, pero la delantera prefirió dejarlo. El Dépor también está muy contento con Lía, otro de sus jóvenes valores, pero a la coruñesa le ha surgido la oportunidad de irse a Estados Unidos. Las universidades americanas vuelven a fijarse en el Dépor, como lo hicieron el año pasado llevándose a Ameneiros y a Carmela.

Altas

La vista en la parcela ofensiva tras el refuerzo en el carril. El primer equipo femenino del Dépor pretende cerrar una plantilla de 18 o 19 jugadoras, en la que la mayoría siguen de la pasada temporada. Por ello, en principio solo está previsto que haya tres o cuatro incorporaciones. Pocas, pero de gran nivel. Esa es la idea. La primera en llegar, la brasileña Érika, ya estuvo en la órbita del club el pasado verano. Una vez reforzado el carril izquierdo, ahora se centrarán en la zona de ataque. La plantilla será más corta porque el filial aprieta fuerte desde atrás. El Deportivo B superó todas las expectativas esta temporada al quedar subcampeón de la Primera Galicia, categoría inmediatamente inferior. Desde arriba quieren dejar espacio para que crezcan.

Competición

Año de reestructuración, a falta del visto bueno. En principio, estaba previsto que en la próxima Asamblea General de la Federación Española de Fútbol se aprobase una reestructuración de las competición de fútbol femenino. Tras la Liga Iberdrola se crearían dos grupos de una categoría llamada Primera B (con una conferencia norte y otra sur). Es decir, que habría que quedar en las 4 o 5 primeras plazas para poder acceder a esta nueva competición, más profesionalizada y con espónsor que aportaría La Liga. Pero ahora mismo todo está en el aire tras la llegada de Rubiales al poder. El nuevo presidente de la RFEF no se ha pronunciado sobre si aceptará estos cambios o habrá que esperar, al menos, otro año más.

Rivales

Nuevo pulso por la eliminatoria de ascenso con el Oviedo. Se espera que la temporada 2018-2019 se convierta en otro mano a mano con el Oviedo, como sucedió en los dos últimos cursos. Las asturianas perdieron el play off con el Logroño y repetirán en Segunda División. Eso sí, sufrirán una importante baja como la de Cheza, que al igual que sucederá con Lía se marcha a Estados Unidos. A esto se suma el cambio de aires de Érika para reforzar al rival. En principio, ambos equipos competirán con otros 6 gallegos (Matamá, Sárdoma, Victoria CF, Friol, Victoria FC y Valladares), 3 asturianos (Sporting, Gijón y Gigiafem) y 3 cántabros (Monte, Racing Santander y Oceja).

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Érika y un par más