El Schalke convence a Insua

Pacta un contrato largo con el conjunto alemán, que pagaría más de tres millones al Deportivo


a coruña / la voz

Si lo quieres, házselo saber. El fútbol funciona con frecuencia al ritmo de una relación adolescente y exige constantes pruebas de amor. Cristiano se las pedía hace nada al Real Madrid tras verse envuelto en un entuerto con el fisco y ahí fue presto Florentino a cantarle las mañanitas en varios medios al portugués. Pablo Insua no reclamaba tanto, pero ha pasado más de dos años sin sentirse apreciado y ha aparecido otro que lo quiere mejor. Se lo ha pensado un tiempo, y le ha dado el sí. El interés de Domenico Tedesco, el joven de 31 años que dirigirá al Shalke la próxima campaña, cristalizó hace días en una oferta formal al central de Arzúa y al club propietario de sus derechos. Al defensa lo convenció la persistencia del conjunto alemán, con el que se vinculará a largo plazo (un mínimo de cuatro temporadas) a partir de hoy, si nada se tuerce inesperadamente. Al Deportivo, más de tres millones de euros que se embolsaría por un futbolista con el que no ha contado en los dos últimos cursos. Además, el tira y afloja de las negociaciones entre clubes se ha centrado en el porcentaje del pase que adquirirán los germanos y en la inclusión de una cláusula de recompra para los primeros años, aún pendiente.

Insua será el cuarto integrante del eje de la zaga en el conjunto alemán, con la firme intención de que no sea ese también su puesto en la rotación. No debería resultarle difícil adelantar a Naldo, a quien cada vez le racanean más minutos por cuestión de edad (35 años va a cumplir). Los otros dos rivales por la plaza son un jugador franquicia como Höwedes (el hombre de campo más utilizado en la pasada campaña) y un Nastasic muy bien valorado por los de Gelsenkirchen. El serbio, casi de la quinta del de Arzúa, tuvo ofertas de la Premier en el último mercado de invierno, pero en el Schalke se negaron a dejarle salir.

En la 2016-2017 el equipo entonces dirigido por Markus Weinzierl formó asiduamente con tres centrales, pero nada asegura que Tedesco vaya a prorrogar una fórmula que beneficiaría al canterano blanquiazul.

Con Asier Garitano, en el Leganés, Insua ya se vio envuelto en un trío para cerrar; fórmula cada vez más común en la Bundesliga y en varias de las grandes competiciones europeas. Durante los próximos cursos exhibirá en Alemania lo mucho aprendido entre Butarque y Riazor. Plaza, esta última, en la que no ha tenido ocasión de triunfar en la máxima categoría. Esta temporada podría haber sido, pero el canterano se ha cansado de esperar una señal.

El penúltimo de la generación que sostuvo al Dépor durante la mayor crisis de su historia reciente

Cuando en los pasillos del hotel se hablaba de huelga, un enorme grupo de chavales permanecía ajeno a la conversación. Los mayores buscaban fórmulas para forzar el final de los impagos en un club acuciado por la mayor crisis de su historia reciente; el resto solo estaba pendiente de cuál sería su papel cuando las citas de fogueo pasaran a fuego real. Fernando Vázquez había acantonado en Monforte una docena de fabrilistas, obligados a aliviar la escasez de plantilla, al menos durante la intensa concentración. Algunos también serían protagonistas después, una vez que el equipo empezara a jugarse lo de volver.

El que más dijo en aquella campaña de ascenso obligado será el penúltimo en abandonar un equipo que contribuyó a salvar. Quedará Bicho, al menos hasta que lleguen ofertas por él. La recibida desde Alemania se ha cobrado a Pablo Insua, con el que el Deportivo ultima un negocio difícil de repetir.

Le sacó partido en Segunda, siendo el jugador más utilizado del plantel pese a compartir puesto con Marchena, Lopo y Kaká. Cuarenta encuentros disputó el de Arzúa, que sufrió el retorno a la máxima categoría en forma de banquillo. La falta de minutos en Primera le llevó de nuevo a bajar un escalón. El Leganés se hizo cargo de él durante dos campañas y le dio la forma que tanto interés ha despertado en el Schalke. El Dépor sacará casi 3,5 millones por él.

Antes que él han dejado A Coruña varios que dieron de su mano el salto desde el Fabril. Luis Fernández participó en treinta citas de la 2013-2014. Ahora se recupera de una grave lesión, como la que cortó la carrera blanquiazul del talentoso Álvaro Lemos, mudado al Celta hace un año. David, Uxío, Deak, Sidibé, Teles, Romay, Cañi y Dani Iglesias completaron la chavalada de un encierro monfortino con Bicho de benjamín. Ya es el único que se resiste a salir.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos
Comentarios

El Schalke convence a Insua