Veinte años de ácida rivalidad

El Dépor y el Valencia jugarán el domingo con el recuerdo del penalti de Djukic en el ambiente

Alfredo marcó el gol decisivo en la final de Copa.
Alfredo marcó el gol decisivo en la final de Copa.

A Coruña / La Voz

El Deportivo aspira a zanjar su crisis actual con una victoria de postín frente a un rival que no se revela como uno más en Riazor. En el calendario de la hinchada los partidos contra el Valencia, como el que disputará el domingo (17.00 horas, Canal+ Liga y GolT), aparecen señalados desde aquel 14 de mayo de 1994, cuando se forjó una profunda enemistad que dura desde entonces. Este es un repaso a la tortuosa relación entre dos adversarios para siempre.

14 de mayo de 1994

González celebra el penalti fallado por Djukic

El sábado 14 de mayo de 1994 comenzó la historia de ácida rivalidad entre la hinchada blanquiazul y el Valencia. El Deportivo necesitaba ganar para proclamarse campeón de Liga. Los levantinos llegaban a Riazor sin opciones de nada. Pero una importante prima, que Giner reconocería años después que fue de dos millones de pesetas por cabeza, motivó a los valencianistas. La acción que caldeó a la hinchada blanquiazul fue la sobreactuación de González cuando detuvo el lanzamiento de penalti ejecutado por Djukic en el último suspiro del partido y que hubiera dado el título al Deportivo.

23 de octubre de 1995

Billetes en Riazor

El Valencia volvió al estadio coruñés en la octava jornada de la siguiente temporada. La afición blanquiazul no había olvidado la afrenta y recibió a los visitantes al grito de «¡peseteros!» y mientras lanzaba billetes al campo. Fue un duelo tenso, que finalizó con triunfo deportivista por 3-1. El primero de los tantos blanquiazules lo marcó Donato, para morbo, desde el punto de penalti. Bebeto, con dos tantos más, cerró la cuenta.

31 de marzo de 1995

Hostil recibimiento al Deportivo en Manises

La primera vez que el Dépor visitó al Valencia después de aquel partido de mayo de 1994 y del de los billetes de Riazor, la hinchada levantina los esperaba encendida. Numerosos seguidores se desplazaron al aeropuerto de Manises para recibir a la escuadra de Arsenio Iglesias. Hubo insultos, pancartas alegóricas, así como lanzamiento de vasos de plástico y algún pequeño objeto contra el autobús. La Policía Nacional custodió el hotel blanquiazul toda la noche. Antes del partido, que los blanquiazules ganaron por 2-1, Mestalla guardó un minuto de silencio como repulsa hacia ellos.

24 y 27 de junio de 1995

José Ramón levanta la Copa, el primer título del Deportivo

El destino quiso que un año después de que se fundase la enemistad entre gallegos y valencianistas, ambos conjuntos se enfrentasen en la final de la Copa. El partido se disputó en el Bernabéu y pasó a la historia por tener que suspenderse a causa de un aguacero y reanudarse tres días después. Tras el gol de Alfredo, José Ramón alzó el primer título en la historia del Deportivo.

13 de enero del 2001

Albelda desquicia a Djalma

El Valencia, líder de la Primera División, visitaba el campo del campeón. Un par de errores de Turienzo Álvarez y la excesiva violencia con la que se emplearon los jugadores del Valencia, en especial Albelda, desquiciaron a Djalminha. El futbolista protagonizó varios enfrentamientos con algunos rivales, en especial con el capitán, al que persiguió por el campo a la conclusión del duelo para recriminarle su actitud. Fue el día en el que el brasileño y Víctor Sánchez del Amo se pelearon tras el partido.

18 de agosto del 2002

Cañizares provoca en Riazor

Cañizares avivó más la enemistad con motivo de la ida de la Supercopa del 2002, que enfrentó en Riazor al Valencia y al Dépor. Tras sufrir una dolorosa goleada

(3-0), el portero se convirtió en protagonista del duelo camino del vestuario. Una bola de papel de aluminio lanzada desde la grada motivó que el portero se tirase al suelo, como si el impacto le hubiera producido una gran herida. Tardó varios minutos en entrar en el vestuario y requirió la presencia de seguridad para acceder al túnel de vestuarios. Días después, en conferencia de prensa, arremetió contra la plantilla del Deportivo y la prensa coruñesa, al tiempo que alababa a la hinchada valencianista.

25 de enero del 2006

«Monedazo» al asistente en Mestalla y lío judicial

Cuartos de final de la Copa del Rey. El Deportivo viajó a Mestalla con un gol de ventaja. Quique Sánchez Flores, entrenador valencianista, caldeó el ambiente: «Queremos un choque disputado y caliente para involucrar a la afición. La presión hacia el árbitro se adquirió en el partido de ida». Al filo del descanso, y con 1-0 en el marcador a favor de los locales, Marchena propinó un puñetazo a Arizmendi, fue expulsado y el asistente de Megía Dávila recibió el impacto de un objeto. El colegiado suspendió el partido y Competición determinó que el duelo se reanudase en el mismo campo y a puerta cerrada. El Deportivo optó por recurrir a la Justicia ordinaria para evitarlo. No lo logró, pero finalmente un tanto de Senel le da el pase a semifinales a la escuadra de Caparrós.

21 de mayo del 2011

Descenso después de veinte temporadas en Primera

El Dépor recibió al Valencia en la última jornada de Liga. Con 43 puntos en el casillero dependía de sí mismo para salvarse, pero perdió. La falta de acierto en las numerosas ocasiones de que dispuso (especialmente por medio de Riki) y los goles de Aduriz y Soldado (que casi pidieron perdón tras marcarlos), unidos a la victoria del Zaragoza en el campo del Levante (en un partido que aún está siendo investigado), lo empujaron al descenso después de veinte temporadas consecutivas en Primera División.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Veinte años de ácida rivalidad