Baile gallego, pero de salón

Tras superar la primera fase del concurso, una pareja pontevedresa se sitúa entre las diez mejores de España


redacción

«Luchando con el imperio de baile que son Cataluña y Valencia, estamos muy contentos de que haya representación gallega entre los diez mejores de España». Así de satisfechos (y con una gran sonrisa) se mostraban Ingrid Barreiro, de Vigo, y Manuel Trillo, de Illa de Arousa, tras haber pasado la primera fase de Mira quién baila a Eurovisión. El ganador del concurso representará a España en el Eurovision Dance Contest, festival europeo de bailes de salón, que se celebrará en Londres el 1 de septiembre y al que acudirán las mejores parejas de cada país.La dinámica y los concursantes varían en esta edición del conocido programa de La Primera que presenta Anne Igartiburu y en el que ahora compiten profesionales y no los famosos de turno. «Tuvimos que pasar una pruebas muy duras sólo para poder participar. Fuimos seleccionados entre 40 aspirantes de toda España», recuerda Trillo. Cada lunes, cuatro parejas compiten entre sí y tan sólo dos pasan a la siguiente fase. «Tuvimos la gran suerte de que nos eligiera el público. Es algo que me llena», agradece este gallego de 27 años que hasta hace cuatro compaginaba el baile con salir a mariscar con su familia por la ría de Arousa.Películas«De pequeño, bailaba delante de la tele con las azafatas del Un, dos, tres... Mi abuela, que le fascinaba el baile, decía 'este neno ten maneiras. Vai ser bailarín'». Ahora, tras dos años junto a Ingrid, se han convertido en la mejor pareja gallega de baile de salón. Trillo asegura que la vida de los bailarines la reflejan «tal y como es» películas como Dirty dancing: «Hay muchos berrinches y peleas, y a veces una pequeña atracción porque siempre estás con ella».La espinita que tienen clavada estos profesionales es que en Galicia no se valore esta disciplina. «Me duele que los gallegos no nos dediquemos más al baile porque tenemos talento. Estamos un poco centrados en el fútbol, las motos... deportes de hombres, dicen ellos. ¡Menos botellón y más caso a las mujeres!», reflexiona. Ahora, habrá que esperar unas semanas para ver si esta pareja de gallegos representa a España en Londres: «Está complicado porque las diez parejas finalistas serán muy buenas, pero se lo vamos a poner muy difícil».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Baile gallego, pero de salón