Luismi estará en la grada los dos próximos partidos


Pontevedra / La Voz

Han pasado ya cinco días desde el partido contra el Real Madrid Castilla, pero la derrota aún se está digiriendo. Fue un golpe más sobre una herida que tiene en el punto de mira a la plantilla y al entrenador. Sin embargo, Luismi Areda sigue pidiendo calma para trabajar con menos presión externa. No se siente cuestionado desde la directiva, pero sí hace autocrítica de los resultados. «Cuando gano, no soy una persona que muestra euforia, y cuando pierdo, lo mismo, estoy tranquilo, sabiendo que la única forma de salir de situaciones adversas es el trabajo», comenta el entrenador que ha sido sancionado por la Federación Española de Fútbol con dos partidos de suspensión tras la expulsión del pasado domingo en Madrid.

Alejado de este aspecto, el técnico granate hace hincapié en la obligación de «no fallar». «Ya no vemos el rival, nos vemos a nosotros. Tenemos que devolver las buenas sensaciones en Pasarón a nuestra afición» comenta tras la sesión de este miércoles, en la que asegura que han estado pensando ya más en el Getafe B que en el partido de Valdebebas. Dos goles encajados en los primeros minutos condicionó el partido, como ya ocurrió en Ferrol y en Pasarón contra el Atlético de Madrid B. El de este fin de semana será una especie de examen para el Pontevedra B. El técnico cierra filas en torno a su plantilla. Cree que tiene equipo suficiente para competir por los puestos altos de la tabla. «Nuestra idea es competir y estar en las posiciones de arriba», subraya Luismi Areda, quien recalca que los jugadores están dando el máximo, aunque hay que trabajar para mejorar en muchos aspectos. «Cuando pierdes, igual las cosas no salen, tenemos que intentar mejorar a nivel individual para que el colectivo, mejore», comenta.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Luismi estará en la grada los dos próximos partidos