Una pareja de arroaces se dejan caer por O Burgo

Los científicos del Cemma sospechan que pudieron ascender por el Lérez siguiendo a algún banco de peces


Pontevedra / La Voz

Las personas que ayer se encontraban en el entorno del puente de O Burgo, así como los piragüistas que adiestraban por la zona, pudieron disfrutar del espectáculo de ver a una pareja de arroaces. De este modo, multitud de personas se apostaron en el puente y en la orilla de la calle Xoán Manuel Pintos para inmortalizar las andanzas de ambos cetáceos, uno de los cuales demostró estar más activo que su compañero de aventuras.

«Normal, normal non é», manifestó Alfredo López, uno de los portavoces de la Coordinadora para o Estudio dos Mamíferos Mariños (Cemma), aunque tampoco es el primer caso que se da. De hecho, hace ya tres años, Gaspar, recorrió buena parte de la entrada de la ría de Pontevedra hasta llegar al entorno de la playa fluvial del Lérez.

Desde el Cemma precisaron que una posible explicación de la presencia de la pareja de arroaces es que hubieran llegado hasta O Burgo aprovechando la pleamar «seguindo a algún banco de peixes». Añadieron que lo habitual es que, en la siguiente marea alta, abandonen la zona.

No se descarta, no obstante, que alguno de los ejemplares pudiese estar enfermo, si bien Alfredo López manifestó que no recibieron aviso alguno.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos

Una pareja de arroaces se dejan caer por O Burgo