La falta de la ayuda del Concello deja sin carpa a la feria del libro infantil

El sector lamenta que, después de treinta años recibiendo la subvención, este año no dispongan de ella


ourense / la voz

Mañana se celebra el día del libro infantil y por primera vez en los últimos años, en la capital ourensana no habrá una carpa de libreros. Ayer mismo el sector anunciaba que este año cada establecimiento organizará sus propias actividades, entre las que destacan los descuentos en los libros orientados al público más joven, debido a que no han podido contar con la ayuda que les facilita el Concello. Con ella solían hacer frente al gasto que supone la instalación, siempre ubicada en la rúa do Paseo.

«La razón para que en esta ocasión no se produzca la celebración conjunta en la calle estriba en la decisión del concello de Ourense de suspender la ayuda que venía ofreciendo desde hace casi tres décadas», explicaron desde el sector en un comunicado, en el que además aseguraban «lamentar» la decisión, ya que consideran que la carpa en la calle era la mejora fórmula «para la promoción de la literatura infantil y, todavía más importante, de acercar a los niños al hábito de leer y, con ello, al mundo de la literatura en general y la cultura». Para paliar esa ausencia de un escaparate abierto a todos los ciudadanos, que siempre solía generar buenos resultados en ventas, los profesionales organizarán de forma independiente sus actividades con el objetivo de estimular a los más pequeños a la lectura y conseguir que crezcan con la afición a leer. Para ello harán ofertas especiales en obras de literatura infantil y expondrán las principales novedades del género. En algunos casos, habrá actividades como cuentacuentos para que los niños y jóvenes puedan tener alguna actividad pensada exclusivamente para ellos.

De cara al 23 de abril

Y debido a que la supresión de la ayuda económica por parte del consistorio ourensano afecta también a las actividades que anualmente lleva a cabo el colectivo de libreros de Ourense con motivo del Día del Libro, que se conmemora el próximo 23 de abril, los profesionales han decidido ya tomar medidas. Así, a través del mismo comunicado anuncian que ese día está garantizada la presencia de una carpa en la calle, ya que ellos mismos se harán cargo del gasto que supone el alquiler de la instalación. Como viene ocurriendo desde hace muchos años, los expositores se colocarán en la rúa do Paseo, una de las calles con más tráfico de viandantes de toda la capital.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La falta de la ayuda del Concello deja sin carpa a la feria del libro infantil