Tirar los dados

Rubén Nóvoa Pérez
Rubén Nóvoa DESDE MI BARRIO

OURENSE

24 abr 2021 . Actualizado a las 11:55 h.

Tirar los dados y repartir los concejales al antojo de la suerte. Sería una solución para la corporación actual a valorar muy seriamente. Peor no íbamos a estar. Actualmente tenemos un gobierno con tres concejales, que pertenecen a la tercera fuerza más votada. Los otros 24 ediles están en contra de ellos, pero son incapaces de ponerse de acuerdo para dar una mínima estabilidad a la tercera ciudad de Galicia. El último capítulo de este dantesco escenario lo vivimos esta semana. Todavía estamos pasmados de lo vivido. El PP se tiró meses pidiéndole al PSOE que apartara a Villarino y que llegaría un acuerdo en cinco minutos. Los socialistas siempre se negaron, hasta que el lunes por la mañana de urgencia convocaron una rueda de prensa en la que Villarino daba el paso. Por qué ahora y no antes. Solo él lo sabe. El PP vio que se quedaba sin coartada para negarle la alcaldía al PSOE y optó por elevar la apuesta. Ya no le valía con que el líder socialista se apartara, ahora tenía también que dimitir. Este dijo que no. Y ahí estamos, otra vez en la casilla de salida. Ambos partidos están quedando retratados en una batalla de siglas que no conduce a ninguna parte y que deja a la tercera ciudad de Galicia en un escenario insostenible. Tres políticos no pueden gobernar con solvencia un Ayuntamiento de este tamaño. La mayor lección que sacamos de todo esto es que a la política local todavía le queda mucho por madurar. Lo peor de todo es que en las próximas elecciones municipales seguramente se dé un resultado electoral que vuelva a dejar la gobernabilidad muy complicada. Lo dicho, no descarten la opción de los dados.