Colesterol bueno, ¿malo?


El colesterol es un alcohol y puede estar libre o combinado con un ácido graso, formando un compuesto similar a las grasas. No es una enfermedad. Todos los animales superiores lo tienen, porque lo necesitan para el funcionamiento de su cuerpo. Nuestro organismo lo fabrica en el hígado y lo recibe de los alimentos. El colesterol circula continuamente por la sangre y, como no es soluble en ella, ha de unirse a una lipoproteína, su vehículo de transporte. Aunque hay más tipos, las que interesan son las lipoproteínas de baja densidad, conocidas como colesterol malo (se acumula en las arterias y pueden obstruirlas, provocando enfermedades cardiovasculares) y las de alta densidad, o colesterol bueno (ayuda a disminuir el colesterol en las arterias).

 Pero no todo el colesterol bueno tiene efecto protector cardiovascular (La Voz, 27-2), solo las partículas pequeñas de las lipoproteínas de alta densidad. Por el contrario, las grandes se asocian a un incremento del riesgo de infarto, que también se atribuye al colesterol malo. A la vista de los resultados, los investigadores buscan fármacos que actúen sobre los genes que facilitan el crecimiento de las partículas pequeñas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
13 votos
Tags
Comentarios

Colesterol bueno, ¿malo?