ÚLTIMAS HORAS - BLACK DAYS -
Suscríbete 1 año con el 50% de descuento
Quiero la oferta

Apple toma oxígeno

Javier Armesto Andrés
Javier Armesto CRÓNICAS DEL GRAFENO

OPINIÓN

17 sep 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

Después de una cabalgada que le ha llevado a convertirse en la primera compañía cuyo valor en bolsa supera los dos billones de dólares, Apple se tomó esta semana un respiro para presentar sus novedades al margen del iPhone, que tendrá su propio evento el próximo mes. Vamos a repasarlas.

El Apple Watch, que ya va por su sexta versión, estrena una prestación que mide la saturación del oxígeno en sangre, la función de moda en los dispositivos de bienestar y fitness. La SpO2 representa el porcentaje de oxígeno que transportan los glóbulos rojos desde los pulmones al resto del cuerpo. El reloj utiliza cuatro conjuntos de led verdes, rojos e infrarrojos y los cuatro fotodiodos del vidrio trasero para medir la luz reflejada en la sangre. A continuación, un algoritmo calcula el oxígeno en sangre entre el 70 % y el 100 %.

Cuando Apple presentó su smartwatch en el 2014 el futuro de estos dispositivos parecía incierto, pero en los últimos dos años se han popularizado enormemente y en el caso del de la manzana su éxito es indiscutible. Tanto que ha decidido lanzar una segunda versión low cost, el Watch SE (disponible desde 299 euros). El procesador es menos potente y no tiene la función de medir la SpO2 o la de hacer electrocardiogramas, pero incluye el mismo acelerómetro, el giroscopio y el altímetro de su hermano mayor. Ofrece funcionalidades de salud y seguridad como la detección de caídas o las llamadas de emergencia, y por supuesto los usuarios pueden ver notificaciones, mensajes de texto, datos de entrenamientos y otras informaciones en su pantalla. En esencia, viene a ser como un Apple Watch Series 4, que fue discontinuado el año pasado.