Cantera de talentos


Con su repertorio de disfraces, pelucas y narices de pega, no hay un programa capaz de construir en televisión un ambiente de fiesta perpetua como el que despliega Tu cara me suena. Viéndolo parece fácil encontrar la manera de entretener al personal de todas las edades que confía su ocio en la programación generalista: algunos artistas que sepan cantar, otros famosos con habilidad para las imitaciones y dos o tres humoristas solventes siempre dispuestos a no dejar pasar el momento de hacer un chiste. Con esa oferta el programa triunfó desde que llegó a la parrilla de Antena 3 y promete tener todavía mucha vida por delante.

Para huir de los finales previsibles, este viernes cerró su edición más reñida, una en la que no había un claro favorito y en la que acabó por ganar la participante menos conocida frente a otros artistas con mayor proyección musical o mediática. Nada importa. El espacio consigue transmitir un espíritu de entusiasmo y los concursantes se prestan al juego sin tener mucho que ganar o que perder, más allá de divertir y divertirse.

Tu cara me suena ya prepara su nueva edición y su reto para el futuro será seguir encontrando una cantera de famosos versátiles y con talento que sirvan para un roto y para un descosido y puedan dar espectáculo, porque el terreno empieza a estar un poco trillado.

Por Beatriz Pallas Periodista

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

Cantera de talentos