El cielo puede esperar


a nueva temporada de las series en abierto arrancó esta semana repleta de referencias al cine. Si el lunes Ella es tu padre debutaba con una recreación de Señora Doubtfire, el jueves llegó a TVE una original revisión de El cielo puede esperar, con el actor Javier Gutiérrez como un nuevo Warren Beatty que busca su sitio en el mundo de los vivos.

El protagonista de Estoy vivo es un policía muerto por error que recala en la zona de tránsito entre dos planos de existencia, un limbo entre las nubes donde la gran Julia Gutiérrez Caba actúa como guardiana de las llaves del más allá ayudada por pantallas virtuales tipo Minority Report . Para enmendar el fallo cometido al reclutarlo antes de tiempo, el inspector se reencarna en un cuerpo ajeno y descubre que, por el camino, se ha convertido en un mutante cuyas heridas no sangran.

El primer capítulo de esta trama policial con elementos sobrenaturales presagia una sorprendente novedad dentro de un audiovisual español que ya no tiene miedo a hacer piruetas de ciencia ficción con resultados dignos. Si por un momento la serie recuerda a la ficcción El ministerio del tiempo no es solo por la relatividad de los años, sino por un sentido del humor consigo misma, reforzado por el personaje del ángel custodio del protagonista, que resulta prometedor.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El cielo puede esperar