Automóviles y ciudades


EN LAS CIUDADES y centros urbanos de entidad, como en sus accesos, el tráfico está entre los problemas que mas preocupan a sus habitantes. Año tras año, en España, en la estadística global de la accidentalidad, la suma de accidentes con víctimas en áreas urbanas sobrepasa a la de accidentes con víctimas en carreteras.Está lejos todavía el buen funcionamiento de un principio básico del tráfico: el de la seguridad vial. Es ahora otro marcador fundamental de la buena circulación, el de la fluidez, el que enciende en las alarmas, tanto que como para hacer ilusorio el derecho de libre circulación, sujeto como está a tantas limitaciones. No es posible aquí ni siquiera la glosa mínima de circunstancias que coadyuvan para el gradual empeoramiento en el tráfico urbano, pero la propia causalidad de los hechos permite advertir que los males traen consigo su propia lógica. Nótese que en los aledaños del centro urbano y con más contundencia intramuros del propio centro, las retenciones de vehículos, los atascos, son más frecuentes e intensos, sin que falten ocasionalmente situaciones de colapso, entendido como paralización total del tráfico. Ya no es sólo que falte capacidad en los caminos para atender las demandas actuales del tráfico, es también que falta espacio físico para el reglamentario estacionamiento de vehículos y así, de una y otra carencia, sacarán partido las necesidades y las indisciplinas del usuario para traer consigo la doble fila, la ocupación de lugares inadecuados, como los espacios de parada para transportes colectivos y otras faltas, en fin, que anulan el uso común de carriles de circulación, para generar detenciones cuyo efecto multiplicador es siempre funesto. Fácil es entender que si los parques urbanos de automóviles crecen en progresión aritmética -cuando menos- y las calles, avenidas, vías de circunvalación, etcétera, mantienen invariables -sine die- sus capacidades, estamos ante una condición suspensiva para llegar a un régimen de circulación anárquico. Es esta una elemental consideración sobre tráfico urbano. Dejamos para fechas próximas su valoración desde otros planos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Automóviles y ciudades