La evasión fiscal más sofisticada: así se intenta eludir el pago de impuestos

José María Mollinedo SECRETARIO GENERAL DE GESTHA

MERCADOS

Juan Salgado

A través de sociedades en paraísos fiscales, de nuevas fórmulas de constitución de empresas, de pagos en B, de ampliaciones y reducciones de capital... Las nuevas fórmulas para evitar el pago de tributos han obligado a revisar el diccionario del fraude. Esta semana, el fisco ha vuelto a primer plano

27 abr 2015 . Actualizado a las 07:23 h.

Desde que en el año 2006, la recaudación del Impuesto sobre Sociedades alcanzara su máximo histórico de 41.674 millones, los ingresos tributarios de este tributo se desplomaron en los años siguientes, hasta que en el 2012 y el 2013 se aprobaron algunas medidas tendentes a limitar la deducibilidad temporal de algunos gastos y beneficios fiscales de las grandes compañías para aumentar los pagos a cuenta que realizaban.

Pero este desplome recaudatorio, cuya causa principal se relacionó con la caída de los beneficios empresariales desde el inicio de la crisis, tuvo un mayor impacto en aquí que en el resto de países europeos, lo que ha provocado que en España se recaude menos de lo que nos correspondería de acuerdo con la evolución y el valor de nuestra economía.

Pero, ¿esta situación ha afectado a todas las empresas por igual? La respuesta es negativa, pues han sido las mayores empresas del país las que en mayor proporción han reducido su contribución impositiva en los últimos años, algo que observamos con claridad al analizar quién soporta la carga real del impuesto, es decir, cuál es el tipo efectivo del impuesto sobre sociedades sobre el resultado contable positivo.