La atención a las mascotas desata en Lugo una competencia desconocida

Dos nuevos hospitales veterinarios privados incrementan la oferta de servicio


lugo / la voz

La concienciación sobre el cuidado de las mascotas, que ha generado una importante demanda, en crecimiento, de servicios en la ciudad, ha llevado aparejado también el nacimiento de nuevos negocios y la especialización y ampliación de otros. Actualmente funcionan dos hospitales veterinarios privados en la capital, con servicio permanente de guardia 24 horas, con veterinario presencial -uno de ellos ampliará sus instalaciones con un nuevo local en el mes de octubre- y está prevista la entrada en funcionamiento de nuevas clínicas, una de ellas en el parque empresarial de As Gándaras.

Habitaciones vip en las que el dueño se puede quedar con la mascota, piscinas para la rehabilitación, después de traumatismos y cuidados dentales específicos, son algunas de las nuevas prestaciones.

Hospitales y clínicas compiten en ofrecer servicios especializados y en captar clientes y fidelizarlos. Lo hacen mediante inversiones importantes en quirófanos, tecnología y en dotación de material, con la intención de relegar el Rof Codina, vinculado a la Facultad de Veterinaria, al plano de la formación de los alumnos y de la investigación, para los que fue creado. Estas iniciativas nacen y crecen años después de que las clínicas dieran la batalla, sin demasiado éxito, para tratar de evitar la competencia desleal que, según ellos ejercía el centro que controla una fundación.

La primera macroinstalación privada para perros y gatos en la ciudad, que no comparten espacios en ningún momento para evitar el estrés felino, y que funciona las 24 horas, con veterinario de guardia permanente, que son dos exigencias de la normativa de hospitales destinados a animales, nació hace unas semanas de la mano de la veterinaria Patricia Ibaseta Solís y de su socia enfermera Pilar Fidalgo Mourenza. Ambas pusieron en marcha un hospital con zonas de ingreso diferentes para perros y gatos y con área específica para infecciosos, con sistema independiente de climatización para no propagar virus y bacterias. Solamente en aparatos y tecnología para diagnóstico invirtieron más de 200.000 euros.

Este hospital, situado en la calle Alexandre Bóveda, pusieron en funcionamiento una habitación para clientes vip, que permite a los dueños permanecer en contacto con su animal las 24 horas del día y con posibilidades de ducharse en la habitación.

Nuevo hospital en San Fiz

En el próximo mes de octubre otro veterinario, Ángel Romasanta, que ya dispone de instalaciones encuadradas dentro de los parámetros que regulan la definición de hospital, pondrá en marcha en la zona de San Fiz unas instalaciones que ofrecerán, además de técnicas quirúrgicas y que como novedad incluirá una piscina para rehabilitación.

El bum de los hospitales veterinarios y de las clínicas está íntimamente unido a un fenómeno social, que ha creado líneas de negocio. Según Ángel Romasanta, no es que haya aumentado el número de mascotas en la capital lucense y en su ámbito de influencia, lo que ha cambiado son los clientes. En su opinión, actualmente exige una mayor calidad en el servicio y mejores instalaciones.

Pilar Fidalgo está convencida de que el aumento de los servicios obedece a que las mascotas están cada vez «más metidas en casa, son un miembro más de las familias y estas requieren cuidados mejores para ellas».

Una demanda que podría modificar sustancialmente el panorama actual de las empresas

Existe un tercer negocio vinculado al mundo veterinario y a las mascotas, que pretende instalarse en el parque empresarial de As Gándaras. Fuentes consultadas señalaron que se trata de una clínica que incluirá una tienda de grandes dimensiones. En los últimos años también han proliferado las clínicas cuyos veterinarios se desplazan a domicilio, en un amplio radio de acción, para atender a sus pacientes perros y gatos y otros animales de compañía.

A los cuidados básicos se han sumado otro tipo, más especializados en salud, para atender las demandas de unos clientes que no ponen demasiados obstáculos económicos cuando se trata de la atención a sus mascotas. Tratamientos dentales, radiología, endoscopias y ecografías están registrando una demanda en aumento, que, al no crecer de forma significativa el número de animales, podría traer aparejada una reconversión en el panorama de la atención especializada a animales en los próximos años.

Uno de la familia

Las mascotas son cada vez más un miembro de la familia, con los consabidos beneficios de compañía y bienestar que generan. Por eso cada vez se les aprecia más y se les pagan buenos cuidados. Queda aún gente con escasa sensibilidad o formación que nunca ha podido experimentar el cariño de un animal. Y por eso sigue habiendo abandonos, maltratos y protectoras. Pero es que también hay personas que maltratan a sus familiares.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

La atención a las mascotas desata en Lugo una competencia desconocida