Primero presidenta y luego comité ejecutivo, una novedad del PP que se estrenó en Lugo

Miguel Cabana
miguel cabana LUGO / LA VOZ

LUGO

Elena Candia, presidenta del PP de Lugo, en una imagen de archivo.
Elena Candia, presidenta del PP de Lugo, en una imagen de archivo. ALBERTO LÓPEZ

Cambios en los estatutos del partido permiten ahora elegir solo al presidente en los congresos

21 sep 2021 . Actualizado a las 10:53 h.

Elena Candia sorprendió a toda la militancia este fin de semana cuando del congreso provincial del PP solo salió el nombre de la presidenta, pero no el comité ejecutivo. El día anterior, en el congreso provincial de Pontevedra, Rueda había dado a conocer a todo su comité ejecutivo casi 48 horas antes del congreso. Como había sido siempre en el PP, y como se pensaba que iba a ser en Lugo también esta vez. Pero no. Elena Candia tenía guardado un as en la manga, porque desde el último congreso nacional, existe la posibilidad en los estatutos del PP (art. 43.1) de que el congreso provincial elija a la presidencia, y posteriormente sea la persona electa la que proponga los nombres del comité ejecutivo: secretario general, vicesecretarios, etc.

Este ha sido el modelo elegido, pero los días anteriores no hacían presagiar dicho desenlace, porque la comunicación trasladada desde el PP provincial indicaba que se daría a conocer toda la ejecutiva previamente al congreso, como estaba haciendo Rueda en Pontevedra. Por ello, el pasado viernes, los medios de comunicación lucenses esperaban por una anunciada rueda de prensa de Elena Candia en la que daría a conocer los nombres de su ejecutiva. Sin embargo no se celebró porque, anunciaron desde el PP, sería sustituida por un comunicado que se enviaría el sábado, la víspera del congreso. Pero tampoco el sábado llegó comunicado alguno con los cargos. Y los militantes se fueron a votar al congreso en Outeiro de Rei el domingo a primera hora solo con algunas especulaciones, pero sin tener información de quienes serían los miembros del comité ejecutivo.

Aunque, en realidad, la gran sorpresa faltaba por llegar y se dio en el propio congreso: se eligió solo a la presidenta, sin dar a conocer quien sería el secretario general, los vicesecretarios, coordinadores, tesorero... «Es la primera vez que pasa esto», decían algunos militantes, que llegaron a interpretar que era una estrategia de Candia para no molestar a los que pudiesen quedar excluidos del grupo de dirección, porque tenía dos frentes abiertos y enfrentados.