Los centros de salud de la provincia atendieron 3,6 millones de consultas el año pasado

Los PAC atendieron 207.166 urgencias, mientras en el HULA se realizaron 15.727 cirugías


Lugo / La Voz

Las cifras de la sanidad pública son inmensas. Tanto al hablar de euros invertidos como de pacientes atendidos. El Sergas ha hecho repaso de cuántas consultas se recibieron en atención primaria en la provincia de Lugo el año pasado y el total se dispara hasta las 3.599.113, lo que supone un nuevo récord. El año anterior se habían cursado 53.346 consultas menos.

Si se echan cuentas, cada día los centros de salud lucenses se atienden 14.000 consultas, y a lo largo del año la estimación media es que cada usuario de la provincia acude nueve veces a su ambulatorio para ser atendido por su médico de familia, enfermero, odontólogo o matrona.

De los 3,6 millones de consultas realizadas, el grueso pasó por el despacho del medico. Los doctores de familia atendieron 1,9 millones de consultas, 187.212 fueron para pediatras, 1.252.843 fueron consultas de enfermería, 48.000 de odontólogos-higienistas, y 40.244 de matronas. Todos estos servicios incrementaron el número de usuarios a los que atendieron. Así, los médicos consultaron 25.298 pacientes más, enfermería 9.077, los odontólogos un millar más, y las matronas 2.570 consultas más que en el 2018.

Más allá de la atención primaria, la actividad en los puntos de atención continuada (PAC) no descansó. En total, se atendieron 207.166 urgencias en estos centros, lo que supone también un ligero crecimiento. Más de la mitad de estas emergencias requirieron la participación conjunta de médico y enfermero, y 18.657 casos tuvieron que ser derivados al hospital, es decir, el 9,9 % de las emergencias que se registraron.

La atención en el HULA

Si los datos de atención primaria son inmensos, los hospitalarios no se quedan atrás. En el HULA, hospital de referencia para el centro de la provincia, los especialistas atendieron 449.539 consultas externas, 3.904 más que en el 2018. De ellas, 116.844 eran primeras consultas y el resto, seguimiento. Cada día se atienden una media de 1.800 consultas con especialistas.

En los quirófanos del Lucus Augusti se realizaron 15.727 intervenciones, una media de unas 50 cada día. Del total, 11.981 eran operaciones programadas y 3.746 tuvieron carácter urgente. El número de intervenciones ambulatorias, las que no requieren el ingreso del paciente, va en aumento, y en el 2019 supusieron casi la mitad del total, ya que se realizaron 7.459. Recuerdan desde el Sergas que esto es posible gracias a los avances experimentados en cuanto a medios técnicos y diagnósticos.

En lo que respecta al número de ingresos, el año pasado se contabilizaron 22.952, lo que supone un ligero incremento respecto al 2018. La media de ocupación del hospital estuvo en un 73,5 %, según los datos oficiales, y la estancia media por paciente fue de ocho días. Como curiosidad, del total de ingresos, solo 4.696, es decir, el 20 %, estaban programados.

Por las puertas del servicio de urgencias del HULA pasaron 99.519 pacientes el año pasado, lo que supone que se atendieron 273 emergencias al día entre urgencias generales, obstétricas y pediátricas. Del total, el 15 % de los usuarios tuvo que quedarse ingresado.

Pruebas diagnósticas

Uno de los caballos de batalla de la sanidad pública son las pruebas diagnósticas y su tardanza. El año pasado en el HULA se realizaron 172.369 pruebas de radiodiagnóstico convencional sin contaste, 31.325 TACs, 9.497 resonancias magnéticas, 47.616 ecografías, y, así, hasta un total de 300.000. En relación al año anterior, todas se incrementaron en alrededor de un millar.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Los centros de salud de la provincia atendieron 3,6 millones de consultas el año pasado