Un paso adelante para elegir al quinto cronista oficial de Monforte

Luis Díaz
luis díaz MONFORTE / LA VOZ

MONFORTE DE LEMOS

Busto en memoria de José Luis Balado Pérez en el Parque dos Condes
Busto en memoria de José Luis Balado Pérez en el Parque dos Condes Carlos Rueda

El nuevo reglamento de honores y distinciones regula por vez primera la concesión del título

18 may 2024 . Actualizado a las 13:36 h.

El reglamento de honores y distinciones del Ayuntamiento aprobado recientemente por la corporación se estrenará el próximo mes de junio con motivo de la visita que tiene previsto efectuar a Monforte el duque de Alba. La celeridad de su tramitación tiene que ver con la intención municipal de efectuar algún tipo de reconocimiento público al actual poseedor del título de conde de Lemos. Al margen de esta visita, el nuevo reglamento municipal pone por vez primera sobre el papel los requisitos, derechos y obligaciones del cronista oficial de Monforte. Un título que permanece vacante desde el año 2007, tras la renuncia por decisión propia de Margarita Rodríguez Otero.

La designación del cronista oficial de Monforte estuvo rodeada de polémica en las últimas ocasiones en las que se llevó a la práctica. No hubo unanimidad en 1997 cuando a propuesta del PP, y con Nazario Pin en la alcaldía, se procedió al nombramiento de Luis Moure Mariño. El BNG se desmarcó entonces del acuerdo por los vínculos de Moure Mariño con la dictadura franquista. Los desencuentros políticos se reprodujeron en el 2006 con el nombramiento de Margarita Rodríguez Otero, aunque por motivos muy diferentes.

El BNG gobernaba en aquel momento en Monforte con el apoyo del PSOE y la propuesta partió de forma unilateral de los socialistas. Salió adelante en el pleno con el voto favorable del PP, pero los nacionalistas no la apoyaron por entender que se había actuado sin llegar a un consenso previo. Había unas elecciones locales a la vista y el BNG dejó caer que el nombramiento podría revisarse si obtenía la mayoría absoluta. La consiguió y al poco tiempo Margarita Rodríguez anunció su renuncia al título que le había sido concedido, por razones personales, en un escrito dirigido al entonces alcalde, Severino Rodríguez.

Opciones que sonaron

El BNG no movió ficha sobre la designación de cronista mientras estuvo al frente de la alcaldía, aunque en aquella etapa también sonó como candidata la historiadora Manuela Sáez. Tampoco hubo movimientos en ese sentido desde que es alcalde el socialista José Tomé, pese a que tuvo sobre la mesa una proposición para designar cronista oficial al periodista Ángel Arnáiz.

La designación del cronista oficial aparece recogida ahora en el reglamento de honores y distinciones. El nombramiento, según detalla, «recaerá sobre persoas físicas que se distinguiron no seu labor de estudo, investigación e difusión dos temas relacionados co municipio». «O carácter desta figura —señala uno de los artículos— será honorífico, sen contraprestración económica algunha, gratuíto e vitalicio, es as súas funcións terán carácter consultivo». Los gastos de desplazamiento y las dietas motivadas por el desarrollo de sus cometidos sí serán costeadas con cargo al presupuesto municipal.

El expediente para el nombramiento de cronista oficial debe ser iniciado por decisión del alcalde y corresponde al pleno de la corporación validarlo. En el nuevo reglamento aparecen recogidos los derechos y obligaciones del poseedor del título. Entre los cometidos está redactar una memoria anual, bajo el lema de Crónica da cidade de Monforte de Lemos, en la que se recopilen «as melloras na cidade» y «os principais acontecementos socias, culturais e políticos».

De acuerdo con el nuevo reglamento, el cronista deberá «asistir aos actos públicos que teñan interese para as súas funcións e que sexan organizados polo Concello» y «emitir informes, cando sexa requirido para iso polo Concello, naquelas materias en que se xulgue conveniente».

De Hermida Balado a Margarita Rodríguez, cuatro nombramientos hasta la fecha

Monforte contó hasta la fecha con cuatro cronistas oficiales. La última designación recayó en la política y escritora Margarita Rodríguez Otero, que renunció de forma voluntaria en el 2007.

Manuel Hermida Balado. Escritor y periodista, Manuel Hermida Balado fue nombrado cronista oficial de Monforte en 1949 y ocupó el cargo durante casi cuarenta años, hasta su fallecimiento en 1988. El primer poseedor de este reconocimiento dedicó a la historia local la mayor parte de su vasta obra literaria, en la que destacan títulos como Vida del VII conde de Lemos, La condesa de Lemos y la corte de Felipe III y Lemos, pequeña historia de un lugar con mucha historia.

José Luis Balado Pérez. Sobrino de Manuel Hermida Balado, José Luis Balado Pérez fue designado cronista oficial en 1990. Falleció solo cuatro años después. Recibió la medalla de oro de Monforte a título póstumo y un busto le rinde homenaje en el Parque dos Condes.

Luis Moure Mariño. Notario, escritor y colaborador habitual en prensa, Luis Moure Mariño fue nombrado en 1997 cronista oficial de Monforte. Su designación coincidió con la aparición de Apuntes para la historia de Monforte, una de sus últimas obras. El puesto quedó vacante tras su muerte en 1999.

Margarita Rodríguez Otero. Empresaria y pionera de la participación de la mujer en la vida política, fue elegida cronista en el 2006 y renunció en el 2007. Es autora de diversos estudios sobre la historia local y de novelas vinculadas a esa temática.