Dafonte, el pulmón del Lemos

luis conde MONFORTE / LA VOZ

LEMOS

ALBERTO LÓPEZ

El centrocampista, que cumple siete campañas en el club, es un futbolista clave en el equipo

20 may 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Si hay un futbolista que siempre tendría que estar en el Lemos, ese es Daniel Dafonte. A sus 30 años y con siete temporadas en el club monfortino, el centrocampista es el auténtico pulmón del equipo que dirige Edu Rodríguez. Defiende, reparte juego, ordena a sus compañeros en el campo, los anima en los momentos más difíciles y es la prolongación del técnico sobre el terreno de juego. Es el futbolista total o todoterreno. Cualquiera de las dos acepciones es perfectamente válida para definir a este producto de la cantera monfortina.

Dafonte reconoce que se siente plenamente realizado como jugador, y más en el equipo de su ciudad. «Ya cuando estuve en mi primera etapa en el Lemos me sentí cómodo. Estoy en casa y juego en un equipo con el que me identifico plenamente, porque despliega un fútbol que me gusta. Más no puedo pedir», afirma Dafonte.

Al futbolista no le asustan los retos, y uno ya se le presenta de inmediato. No solo a él, sino a todo el equipo. Y es que se acercan dos domingos que serán claves para conocer cuáles son las posibilidades de este Lemos en la Preferente exprés. Los discípulos de Edu Rodríguez se enfrentan a Residencia y Sarriana con el objetivo de sumar los seis puntos, que sí les garantizarían clasificarse para la fase de ascenso a Tercera.

El fin de semana pasado tocó descanso, lo que, sin duda, agradecieron futbolistas y técnicos. «Después de perder en Foz y empatar ante el Santaballés nos vino muy bien descansar, sobre todo en el apartado mental. En el entrenamiento del martes vi al equipo muy motivado y con ganas de competir y ganar los dos partidos para estar en la fase de ascenso», añade Dafonte.

El centrocampista lemista admite que los pinchazos ante Foz y Santaballés supusieron un paso atrás en las aspiraciones del equipo, pero entiende que nada está perdido y que esos marcadores fueron «un bache». Ante el Foz, el equipo no dio la talla en la segunda parte. Sobre esto, Dafonte es claro: «Hay que darse cuenta de que es un año complicado, porque ningún equipo está bien físicamente, y eso se nota en los segundos tiempos. Y ante el Santaballés nos faltó veteranía, porque no supimos llevar el partido a nuestro terreno».

Si bien todos hacen cábalas de cara a los dos próximos partidos, el jugador pide prudencia e insta a pensar solo en el choque de este domingo (18.00 horas) en A Pinguela ante la Residencia. «Entiendo que la prioridad ahora es la Residencia, al que tenemos que ganar sí o sí. Es un partido a vida o muerte, y si queremos depender de nosotros mismos de cara a la última jornada solo nos sirve el triunfo. Después, ya pensaremos a la Sarriana, pero si no ganamos este domingo de que nos vale pensar diez días vista», asegura.

Dafonte reconoce que no será sencillo doblegar a la Residencia, que es segunda. «Es verdad que en su campo son difíciles de batir, pero fuera de casa y en campos amplios también juegan bien, porque saben tocar bien la pelota», espeta.

Si el Lemos gana a la Residencia pasa a depender de sí mismo. Eso sí, tendrá que jugársela después en Sarria. «Ningún equipo es imbatible y a la Sarriana también se le puede ganar», dice.