Monforte blinda sus servicios públicos para evitar despidos

La actividad baja, pero los fondos para financiarlos se mantienen

Un vehículo del servicio de limpieza lava el suelo de la plaza de España tras la declaración del estado de alerta
Un vehículo del servicio de limpieza lava el suelo de la plaza de España tras la declaración del estado de alerta

monforte / la voz

El Ayuntamiento de Monforte hizo público este lunes un paquete de medidas sociales que tienen como objetivo reducir el impacto económico en el municipio de la crisis del coronavirus. Hay exenciones de algunas tasas a los negocios que tienen que permanecer cerrados, refuerzo presupuestario de las partidas de emergencia social y garantías de fondos para que las empresas que prestan servicios al Ayuntamiento no presenten expedientes de regulación de empleo a causa de la reducción de su actividad. Los decretos y resoluciones en las que se apoyan estas medidas fueron firmadas por el alcalde José Tomé y después comunicadas por él mismo a los portavoces de todos los grupos políticos municipales.

Uno de los objetivos de estas medidas es que las empresas que tienen contratos de servicio firmados con el Ayuntamiento no despidan a nadie y mantengan un nivel de prestaciones adecuado. El alcalde se refiere expresamente a la empresa que se encarga de la ayuda a domicilio para personas mayores, a la de la recogida de basura y a la del suministro de agua.

Bajas de usuarios

Desde que empezó esta crisis sanitaria, y sobre todo desde que entró en vigor el estado de alarma, los servicios sociales municipales están recibiendo bajas de usuarios que quieren prescindir de las visitas del personal que los ayuda durante el tiempo que dure la emergencia sanitaria. A pesar de ello, el Ayuntamiento mantendrá la provisión de fondos que le entrega a la empresa Fepas, la adjudicataria de este servicio, como si no se hubiese producido ninguna baja. «Está habendo baixas temporais de usuarios -explica el alcalde-, posiblemente por medo a posibles contaxios». Aunque haya una disminución temporal del número de beneficiarios de este servicio, la empresa cobrará como si se estuviese prestando al 100%. «Non queremos -apunta José Tomé-, que a empresa se acolla a un ERTE nin proceda a despidos debido á reducción do servizo».

En cuanto a la empresa FCC, que se encarga de la recogida de basuras y la limpieza viaria, los responsables municipales también quieren garantizar que se mantenga el nivel actual de actividad, con especial atención a la desinfección de calles, papeleras y contenedores, medidas todas ellas necesarias para frenar la propagación del virus. El Ayuntamiento mantendrá su facturación con FCC, a pesar de que el nivel de suciedad en la calle y el volumen de la basura que se recoge se ha reducido desde que empezó el cierre de comercios y bares y empezó el confinamiento domiciliario. El mantenimiento de los fondos destinados a esta empresa evitará también cualquier posibilidad de despidos temporales en este servicio.

En el caso de Aqualia, la tercera empresa mencionada por los responsables municipales en este paquete de medidas, el Ayuntamiento le ha enviado una comunicación oficial en la que le pide que mantenga un servicio de calidad a los ciudadanos, aunque sea a través del teléfono o por medios telemáticos. Presencialmente en su oficina no puede ser, porque estas dependencias han tenido que cerrar. En el Gobierno local esperan que Aqualia mantenga un nivel adecuado de prestaciones, que permitan «solucionar os requerimentos dos cidadáns e as posibles avarías que poidan xurdir nestes tempos de crise».

Usuarios de la ayuda en el hogar se dan de baja por miedo a posibles contagios

Garantías de ayuda para el circo Nevada

El alcalde anunció ayer que ha cursado instrucciones a la concejalía de Servizos Sociais para que se garantice que las familias que viajan con el circo Nevada, bloqueado en Monforte por el estado de alarma, dispongan de los alimentos y otros productos de primera necesidad que precisen.

Descuentos en los recibos de basura para los establecimientos cerrados

Entre las medidas adoptadas ayer por el alcalde de Monforte destacan la exención de algunas tasas a los negocios afectados por el cierre forzoso. Los establecimientos de hostelería y comerciales que están cerrados podrán solicitar quedar liberados del pago de la tasa de recogida de basura durante el tiempo que permanezcan sin actividad. Además, el Ayuntamiento no cobrará la tasa por terrazas mientras dure la paralización de la actividad hostelera.

También los particulares se beneficiarán de estas medidas fiscales. El Ayuntamiento paralizará el cobro de las tasas correspondientes a cinco servicios municipales mientras dure el estado de alarma: la piscina, la guardería, el conservatorio, la escuela de música y las escuelas deportivas.

Comisión de seguimiento

El alcalde adoptó estas medidas después de una reunión de la comisión local de seguimiento del coronavirus, en la que participan además del alcalde y otros concejales del equipo de gobierno, el secretario municipal y representantes de la Policía Local y el servicio de atención a la ciudadanía. La reunión sirvió para constatar, apuntan los portavoces municipales, que el seguimiento de las medidas de confinamiento es generalizado y que no es preciso adoptar medidas especiales.

Por otro lado, el alcalde recuperó temporalmente a través de un decreto las competencias que tenía delegadas en la junta de gobierno. La decisión se debe a las limitaciones que impone el estado de alarma a las reuniones de órganos colegiados, como las comisiones municipales, el pleno o la propia junta de gobierno local.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Monforte blinda sus servicios públicos para evitar despidos