Varoufakis dice que «los bancos, no los tanques», aplastaron la primavera griega

El exministro griego de Finanzas reiteró que «no será candidato en nombre de Syriza», formación que «está adoptando la doctrina irracional a la que me he opuesto desde hace cinco años»


teherán / EFE

El exministro griego de Finanzas Yanis Varoufakis denunció ayer que con el nuevo programa de rescate de Grecia «la primavera» que había representado la llegada al poder del Gobierno de Syriza quedó «aplastada no por los tanques, sino por los bancos. ¿Para qué enviar tropas si se puede enviar a la troika cada mes?», explicó el economista sobre las presiones en las negociaciones, en un discurso pronunciado en una fiesta en Fragny organizada por el ala más izquierdista del Partido Socialista francés, en particular, por el exministro Arnaud Montebourg.

Varoufakis acudió a Fragny para lanzar lo que ha llamado «una red europea de progresistas» que pretende democratizar el funcionamiento de la UE. «Si los alemanes, los franceses, los holandeses, los españoles tomaran conciencia de la ausencia total de responsabilidad de sus dirigentes hacia los electores, la opacidad, se despertarían y pedirían que las cosas fueran diferentes», argumentó en una entrevista al dominical Le Journal du Dimanche.

Sobre su papel en los comicios que probablemente se celebren dentro de un mes en Grecia tras la dimisión del primer ministro Alexis Tsipras, Varoufakis reiteró que «no será candidato en nombre de Syriza», formación que «está adoptando la doctrina irracional a la que me he opuesto desde hace cinco años». Y recordó que lo echaron del Gobierno porque se oponía al programa de rescate: «Tsipras me había elegido porque me oponía. Ahora que él ha aceptado la lógica que yo rechazo, ya no puedo ser candidato».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Varoufakis dice que «los bancos, no los tanques», aplastaron la primavera griega