Pussy Riot gritan «Rusia será libre» en un concierto en Nueva York

Efe / Mateo Sancho Cardiel

INTERNACIONAL

Dos de las integrantes de Pussy Riot, en Nueva York
Dos de las integrantes de Pussy Riot, en Nueva York SHANNON STAPLETON

En el acto, organizado por Amnistía Internacional, participaron Madonna, Blondie, Lauryn Hill y Susan Sarandon, entre otros

06 feb 2014 . Actualizado a las 20:27 h.

Estaban Madonna, Blondie, Lauryn Hill o Susan Sarandon, pero las rusas Pussy Riot, con su enardecido discurso y su grito de «Rusia será libre» fueron las estrellas indiscutibles del concierto de Amnistía Internacional que tuvo lugar en Nueva York bajo el nombre de «Bring the Rights Home».

«Rusia no es Putin y Rusia será libre», dijeron Maria Alekhina y Nadejda Tolokonnikova, dos de las componentes del quinteto ruso que estuvieron 21 meses detenidas en una cárcel rusa por haber cantado, en febrero del 2012, durante una «oración punk» contra Vladimir Putin en la catedral de San Salvador en Moscú.

«Nosotros hemos vivido lo que es estar en una cárcel por querer expresarnos libremente, nadie nos puede decir que lo que hemos vivido no es verdad», afirmaron las miembros de Pussy Riot en el concierto de este miércoles y agradecieron a Amnistía Internacional el apoyo y la notoriedad recibidos, fundamental para su excarcelación. «Pero todavía hay mucha gente en la cárcel o que va a ir a la cárcel por los mismos motivos», recordaron. Y a su inspirador periplo de coraje y coherencia estuvieron dedicadas más de cinco horas de música en el Barclays Center de Brooklyn. «Es el momento de que el mundo sea tan valiente como las Pussy Riot», dijo Madonna, quien en su última gira llevó tatuado el nombre de la banda rusa en su espalda en señal de apoyo y que fue multada por el gobierno ruso por considerarse su concierto una apología de la homosexualidad.