«Solo lo levantan para pesarlo, pero no se sostiene en pie»


redacción/la voz.

El disidente cubano Guillermo Fariñas cumple hoy cien días en huelga de hambre, protesta que comenzó en su casa de Santa Clara el 24 de febrero a raíz de la muerte del preso político Orlando Zapata. Desde el 11 de marzo está ingresado en un hospital, en una sala de terapia intensiva. Su madre, Alicia Hernández, comenta que durante todo el proceso tuvo altas y bajas. El martes sufrió otra complicación, una infección bacteriana.

-¿Cómo se encuentra?

-Ayer, [por el martes] hubo la necesidad de retirarle el catéter por el que se le administraba la nutrición, porque tuvo fiebre alta de hasta 40 grados, con temblores y escalofríos, y la presión baja, de 70 con 50. Además, sufre taquicardias, dolores articulares, lumbares, de rodillas, tobillos y le duele mucho la cabeza.

-¿Cómo lo ve actualmente usted, que es enfermera?

-Muy depauperado y delgado. Para pesarlo a diario, lo levantan la enfermera y el médico. Él solo no puede. Tiene fatiga y muchos mareos.

-¿Cuánto pesa después de 99 en huelga de hambre?

-Depende, cuando está con alimentación por vía parental pesa 64 o 65 kilos, pero cuando hay necesidad de retirarle el catéter como ahora se queda en 60 kilos. Entonces es necesario canalizarle una vena periférica por la que le pasan sueros, vitaminas y otros medicamentos y así se mantiene.

-¿Cómo evoluciona?

-Hoy [por ayer] tiene 90-60 de presión y no ha tenido fiebre durante el día. Eso sí, tiene sudoración copiosa y está muy decaído. Solo lo levantan para pesarlo, pero no se sostiene en pie. Hoy no se puede ni hablar con él. Está hipotenso. Inténtelo otro día. Mañana [por hoy] cumple cien días en huelga de hambre.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Tags

«Solo lo levantan para pesarlo, pero no se sostiene en pie»