Los disidentes del IRA amenazan de muerte al «traidor» McGuinness


El viceprimer ministro de Irlanda del Norte, Martin McGuinness, desveló ayer que el jueves miembros de la policía regional (el PSNI) lo informaron de que existe una amenaza real contra su vida por parte de un grupo de disidentes del IRA, contrarios al proceso de paz, que recientemente asesinaron a tres soldados y a un policía.

McGuinness publicó una declaración en la que informaba de las circunstancias de la amenaza y en la que decía: «Ni el Sinn Féin ni yo hemos permitido en el pasado que esas amenazas nos impidan representar a nuestra comunidad e impulsar el avance de la agenda republicana y no permitiremos que nos desvíe de nuestro trabajo en el futuro». Por la tarde, en su ciudad natal de Derry, expresó ante las cámaras de televisión similares sentimientos: «Tenemos trabajo por hacer. Sí, es un trabajo difícil y es un trabajo peligroso. Sí, alguno de nosotros podemos perder nuestras vidas en el futuro. Pero no voy a ser intimidado y, por supuesto, no voy a vivir con miedo».

El viceministro principal de Irlanda del Norte trabaja habitualmente en Belfast y reside en Derry, donde nació y vive su familia. Los cargos públicos del Sinn Féin acordaron una dispensa para que su protección corra a cargo de personas de confianza del grupo republicano. McGuinness afirmó ayer que su mujer y sus hijos han sido insultados en las calles.

El cargo con mayor rango

A punto de cumplir 59 años, McGuinness es el ex dirigente del IRA que ocupa el cargo con mayor rango constitucional en Irlanda. A diferencia de Gerry Adams, no nació en una familia con tradición de pertenencia al IRA ni habla gaélico. Pero de joven se convirtió en el líder del grupo terrorista en su ciudad de Derry, y como tal participó en negociaciones infructuosas con el Gobierno británico en el principio de la década de los setenta.

El precedente histórico inevitable de la amenaza fue el asesinato de Michael Collins -negoció en Londres el tratado que dividió a Irlanda- en los años veinte. Hay ciertos paralelismos biográficos entre ambos. Collins se convirtió en el más eficaz jefe terrorista del primer IRA tras ser un modesto oficinista. McGuinness lo hizo como aprendiz en una carnicería.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Los disidentes del IRA amenazan de muerte al «traidor» McGuinness