Tras el enigma del vestido azul o dorado, llega el de la zapatilla rosa o gris

Tras el vestido que volvió loco al mundo en marzo del 2015, ahora llegan sus sucesoras


Si pensabas que nada podría superar al eterno debate del vestido azul o dorado, prepárate porque ya tienen dignas sucesoras. En marzo del año 2015 el mundo se dividió entre los que veían el vestido azul, los que lo veían dorado, y los que ya no sabían lo que veían porque llegaron a verlo de los dos colores. Ahora las protagonistas son unas zapatillas de la marca Vans que, vuelven a dividir de nuevo al mundo entre los que aseguran que son grises y azul celeste, los que las ven rosa y blanco y los que las han visto de las dos formas distintas.

Un tuit ha sido de nuevo el origen del debate y un buen medido de cuánta gente la ve de un modo o de otro. A última hora del miércoles, esta publicación llevaba más de 850 comentarios, más de 30,000 retuits (lo que la ven gris y celeste) y más de 37,000 me gustas (los que la ven rosa y blanca).

 

Y cómo era de esperar, el debate en las redes sociales está servido.

 

 

La realidad (para los que las vieron azul celeste y gris) es que en realidad es rosa y blanca. 

El enigma de por qué algunos ven un vestido azul y negro y otros, blanco y dorado

La Voz

La incógnita del color de una prenda de ropa, que ha conseguido dividir a las personas a nivel mundial, se ha convertido en el debate del momento. La culpa de todo la tiene nuestro cerebro

El enigma del blanco y dorado o negro y azul de un simple vestido sigue dando que hablar. Una inocente fotografía ha acabado causando un debate sobre la diferente percepción que pueden tener varias personas de una misma realidad. Dos personas, sin problemas de percepción de color, mirando a la misma pantalla, están viendo colores diferentes. Y no hablamos de pequeños matices en los nombres de los colores del vestido, sino que hablamos de tonalidades indiscutiblemente diferentes: o blanco y dorado o azul y negro.

Seguir leyendo

Votación
3 votos
Comentarios

Tras el enigma del vestido azul o dorado, llega el de la zapatilla rosa o gris