El año de Lady Macbeth

Quédate con su nombre, Florence Pugh


Cuando en 2016 se estrenó Lady Macbeth, uno salía del cine preguntándose quién era esa jovencísima actriz y por qué no la habíamos visto antes. Florence Pugh tenía solo 20 años, y apenas un par de títulos a sus espaldas cuando deslumbró con su papel de burguesa rural encerrada como una leona en una jaula, dispuesta a saltar en cualquier momento, un papel cruel y muy duro al que su rostro aniñado aportaba un plus perturbador.

Desde entonces, Pugh ha sido la reina de un terror a pleno sol en Midsommar, la extraña e inquietante protagonista de la miniserie La chica del tambor, y se ha convertido en uno de los pilares de la nueva versión de Mujercitas. Dirigida por Greta Gerwig, su Amy es mucho más que la niña guapa y caprichosa de anteriores adaptaciones para convertirse en una mujer muy decidida. Si cada generación tiene sus propias lecturas de Mujercitas, desde luego la Amy de Florence Pugh camina con fuerza al lado de la siempre icónica Jo. Y las apuestas la sitúan en las candidaturas a los próximos Óscar.

Pero esta jovencísima británica (hoy cumple 23 años) no parece tener miedo a ningún reto. Cine independiente, versiones de clásicos, series basadas en Le Carré... a todo esto va a sumar uno de los estrenos de este año, la Viuda negra de Marvel, donde se liará a patadas (reales y figuradas) con toda una estrella, Scarlett Johansson.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El año de Lady Macbeth