As Forcadas dice adiós a la sequía

El embalse de Valdoviño ha ganado 11 puntos en la última semana y roza el 84 % de su capacidad; y el del río Eume, de uso hidroeléctrico, ha alcanzado ya el 99,27 %


VALDOVIÑO / LA VOZ

En lo que va de año, la estación meteorológica de Aldea Nova (Narón) ha registrado unas precipitaciones de 204,4 litros por metro cuadrado; en la situada en la sierra de A Faladoira (Ortigueira), se han alcanzado los 258,3; en la del CIS (Ferrol), los 150,3; y en la de A Capela 216,6. La lluvia no ha cesado desde finales de diciembre, con la excepción del 17 de enero, y el día 5 se superaron los 39 litros por metro cuadrado en Narón y los 48 en A Capela. Las condiciones meteorológicas explican el aumento del nivel de agua en el embalse de As Forcadas (Valdoviño), del que se abastecen Ferrol, Narón, Fene, Ares y Mugardos, a través de la depuradora instalada en Catabois, y Valdoviño, con gestión propia.

En solo una semana, el pantano ha ganado 11 puntos y ya roza el 84 %, frente al 72,73 % de la misma semana de 2017 o el 75,45 % de media a estas alturas del año en la última década. La situación se ha normalizado, como corroboran los datos y los vecinos, que vivieron con inquietud los últimos meses del año pasado, al ver cómo descendía el volumen de agua. El embalse del Eume, de uso hidroeléctrico, ubicado entre los municipios de Monfero y A Capela, acumula 122,10 hectómetros cúbicos de agua, el 99,27 % de su capacidad, algo menos que hace justo una semana.

Por encima de la media gallega

La instalación de A Ribeira, también en el río Eume y de uso hidroeléctrico, en As Pontes, se sitúa esta semana al 90,19 por ciento de ocupación, con 29,58 hectómetros cúbicos de agua. Las cifras de los embalses de la comarca reflejan una situación mucho mejor que la media de Galicia, según el último boletín hidrológico de la Xunta. Los pantanos de la comunidad empleados para el abastecimiento de poblaciones se encuentran al 72,19 % y los de utilización industrial, al 66,83.

«Hai fontes que aínda non abriron»

La previsión del tiempo apunta a que volverá la lluvia a partir de esta tarde en toda la comarca, con chubascos intermitentes al menos hasta el sábado. La tierra está encharcada, pero solo en la capa superior. «Ten que chover máis para que os mananciais profundos teñan auga e para poder afrontar o verán, hai fontes que non abriron aínda», cuenta Andrés Saavedra, ganadero de O Ermo (Ortigueira). La sequía le dejó sin agua, igual que a otros vecinos de la zona, que se abastecieron durante varias semanas, entre noviembre y diciembre, gracias al suministro por parte del Grupo de Emerxencias Supramunicipal. Todo ha mejorado con el mal tiempo, «e sen que ninguén se queixe», destaca el granjero.

El agua ya ha generado alguna complicación en las labores agrícolas. Un tractor forestal tuvo que acudir a una parcela para remolcar una desbrozadora, incapaz de maniobrar en una superficie calada, en el municipio ortegano. «Hai que mirar ben onde vas traballar», señala Saavedra.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

As Forcadas dice adiós a la sequía