El PSOE retiene el control de las Mesas del Congreso y del Senado, pero no aísla a Vox

Abascal no accede a colaborar con Cs, que no entra en el órgano de gobierno de la Cámara Baja

Meritxell Batet (PSOE) fue reelegida presidenta del Congreso al obtener 166 votos frente a los 140 que logró Ana Pastor (PP)
Meritxell Batet (PSOE) fue reelegida presidenta del Congreso al obtener 166 votos frente a los 140 que logró Ana Pastor (PP)

Madrid / La Voz

El PSOE logró amarrar las presidencias del Congreso y del Senado en la sesión constitutiva de las Cortes celebrada ayer para la XIV legislatura. Meritxell Batet renueva su cargo al frente del Congreso y la debutante Pilar Llop tomará las riendas del Senado, dos puestos de enorme responsabilidad para una legislatura a la que quizás no se le augura mucho recorrido, pero que a buen seguro será complicada.

Sánchez consiguió hacer valer los resultados de las últimas elecciones para dominar las Mesas de ambas Cámaras junto a sus aliados políticos. En la Alta, PSOE y PP se reparten a partes iguales seis de los siete asientos, y será un diputado del PNV el encargado de decantar todas las decisiones gracias a la cesión de votos por parte de los socialistas. Pero llama especialmente la atención el dominio logrado por el bloque progresista en el órgano de gobierno del Congreso, en donde PSOE y Podemos se reparten seis de las nueve sillas, una distribución desproporcionada respecto a la composición del hemiciclo debido a la falta de entendimiento en el bloque conservador. Unidas Podemos, que cuenta con menos del 10 % de los escaños, obtiene el 33 % de los puestos en la Mesa.

Finalmente, Vox logra acceder a uno de los codiciados asientos. El PSOE había tratado de montar un cambalache con Podemos y el PP para trazar un cordón sanitario que mantuviera a Abascal lejos del órgano de gobierno de la Cámara Baja, pero a la hora de la verdad antepusieron el quedarse con la vicepresidencia primera para Alfonso Rodríguez Gómez de Celis aunque Vox entrase en la Mesa, a arriesgarse a perderla para que la formación de Abascal no accediese a un asiento. 

Primer roce serio entre PP y Vox

Ferraz cargó contra el PP por no haber querido participar en su juego, señalándolos como culpables, pero Pablo Casado evidenció que a los socialistas «les interesa su presencia mediática para seguir fragmentando a la derecha».

De ser este el objetivo, parece que Sánchez no lleva mal camino, porque, lejos de las habituales pullas de la campaña, el Congreso registró ayer el primer enfrentamiento serio entre las formaciones de Casado y Abascal.

El líder del PP, que en la jornada anterior había propuesto a Cs y Vox repartirse los votos de forma que se garantizara la presencia en la Mesa de las tres fuerzas «constitucionalistas», lamentó la negativa de Abascal, acusando a este de repartir «carnés de españolidad» al mismo tiempo que favorece la entrada en la Mesa de Pisarello (UP), antes que de Espejo (Cs), cuando el primero es un «aliado de Colau y los independentistas», apuntó García Egea, mientras el segundo «se desgañitó» en la Mesa del Parlamento catalán para impedir el desafío secesionista. Y todo, por no querer colaborar con Cs. «El partido que se quejaba de un cordón sanitario contra él por parte del PSOE tejía un cordón sanitario a Ciudadanos», afirmó Casado.

Mientras Vox logra tener presencia por primera vez en su historia en la Mesa del Congreso, la formación naranja se queda sin representación en el órgano de gobierno de la Cámara Baja tras su sonoro batacazo electoral.

Ya desde la presidencia de la Cámara Baja, Batet rogó a los diputados que inviertan en «respeto y en diálogo leal». Hoy, al igual que Pilar Llop, acudirá a la Zarzuela a informar al rey, quien ya puede preparar la ronda de consultas para decidir a quién encarga someterse a la sesión de investidura. Después, a la una de la tarde, se celebrará la primera reunión de la Mesa para fijar ya los plazos para constituir los grupos parlamentarios.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El PSOE retiene el control de las Mesas del Congreso y del Senado, pero no aísla a Vox