El Gobierno cierra filas con Màxim Huerta

Considera «totalmente solventes» sus explicaciones sobre su condena por fraude fiscal mientras desde los pasillos del Congreso Pablo Iglesias ya exige su dimisión: «España no se puede permitir que el nuevo Ejecutivo tenga ministros reprobados». El PP, por su parte,  ha avanzado que pedirá a Sánchez el cese de Huerta en el pleno de control del Senado

.
Agencias

«Totalmente solventes». Así ha considerado el Gobierno las explicaciones de Màxim Huerta sobre su condena por fraude fiscal a Hacienda. Y eso que el ministro de Cultura ha admitido no haber informado antes de su nombramiento a Sánchez sobre su problema con el fisco. Lo consideraba un asunto privado ya cerrado, ha explicado, un tema que afectó además a miles de periodistas, creadores y artistas que dejaron de cotizar como si constituyeran en sí mismos una sociedad -una opción más ventajosa para pagar menos impuestos- tras un cambio de criterio de Hacienda.

Màxim Huerta ha asegurado también en varias entrevistas radiofónicas que no actuó de mala fe, sino siguiendo una recomendación que le hicieron cuando empezó a trabajar en televisión. «Este asunto no es como ministro de Cultura, es cuando era Màxim Huerta hace unos cuantos años y, de pronto, Hacienda cambió un criterio y como ciudadano regularicé todo, pagué lo correspondiente y asunto cerrado», ha detallado el también periodista en una entrevista en Onda Cero. Por todo ello, por entender que su condena no le plantea «ninguna deuda moral, ni conflicto», ha descartado dimitir.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, está tranquilo tras escuchar sus explicaciones, señalan fuentes gubernamentales. Insisten en que Huerta pagó lo que debía a Hacienda y sostienen que, a diferencia de lo que ocurrió con la polémica en torno al máster obtenido de manera fraudulenta por la expresidenta madrileña Cristina Cifuentes, a las pocas horas de salir la información el ministro concedió dos entrevistas a dos emisoras de radio generalistas para dar las explicaciones oportunas.

También la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, ha salido en defensa del ministro, subrayando que pagó y que, por tanto, este asunto se resolvió hace ya muchos años. Valerio se ha referido a la situación en su comparecencia ante los periodistas en el Palacio de la Moncloa tras la reunión del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, con los representantes de los agentes sociales. Al plantearle si el ministro debería dimitir, la titular de Trabajo, que ha destacado que Huerta es una persona trabajadora que ha demostrado a lo largo de su vida sus capacidades, ha precisado que no conoce en detalle el asunto, pero que no le «suena en absoluto» que hubiera fraude fiscal y que el ministro cumplió con sus obligaciones fiscales. Y ha proseguido: «Aquello se resolvió, él pago, está al corriente de pago y no tengo nada más que decir».

No comparte ni la opinión de Huerta ni la del Ejecutivo Pablo Iglesias, que este miércoles, en los pasillos del Congreso, ha pedido la dimisión «inmediata» del nuevo ministro de Cultura y Deporte. El secretario general de Podemos ha insistido en que Huerta tiene que abandonar su cargo o, de lo contrario, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tiene que destituirle de forma inmdiata, porque «España no se puede permitir» que el nuevo Ejecutivo «tenga ministros reprobados como los tenía» el de Mariano Rajoy. «No vamos a alentar comportamientos que recuerdan a los del PP», ha aseverado.

Iglesias ha dicho tener la seguridad de que Sánchez es «consciente de que su Gobierno es el resultado de una moción de censura contra la corrupción» y que «no se puede permitir» tener ministros reprobados, por lo que espera que Huerta «rectifique» y anuncie su dimisión. Aunque ha apelado a la prudencia, ha recalcado que si se confirma que hay una sentencia que «acredite una voluntad inequívoca de defraudar», sería «razonable» pedir su reprobación si, en caso de que no renuncie, Sánchez finalmente no le cesa

El PP pedirá su salida si Sánchez no lo cesa antes de mañana

Los populares no solo quieren explicaciones -«se las debe al conjunto de la sociedad española por transparencia y por demostrar que hay nuevos tiempos y nuevas relaciones con la sociedad», ha dicho Andrea Levy esta mañana-, también la salida del ministro. El PP ha registrado una pregunta en el Senado para la sesión de control del próximo martes con la que pretende reclamar al presidente del Gobierno la destitución de Huerta.

El grupo popular en la Cámara Alta ha anunciado este miércoles que exigirá la salida del titular de Cultura si este jueves a mediodía, cuando termina el plazo para que los grupos presenten sus preguntas a la sesión de control, Huerta no ha sido cesado por el jefe del Ejecutivo. El pleno de control se celebrará el martes 19, pero todavía no se sabe si Pedro Sánchez acudirá a la Cámara Alta para responder a los senadores ni qué ministros de su Gobierno atenderán a las cuestiones que les formularán desde los distintos grupos parlamentarios. Tras el desalojo de Mariano Rajoy del Gobierno, el grupo popular recuperará su cupo íntegro de siete preguntas que le correspondían en las sesiones de control, de las cuales solo ha utilizado dos mientras gobernaba el PP. 

Tajante con el tema han sido este miércoles Fernando Martínez-Maíllo, que ya a las nueve exigió directamente la dimisión, y Pedro Rollán, vicepresidente de la Comunidad de Madrid, quien ha recordado que la expresidenta regional Cristina Cifuentes abandonó su cargo por un «escenario ajeno» a la política. «No voy a entrar a considerar si debe dimitir, pero a buen entendedor pocas palabras bastan», ha añadido. Cuando hay partidos que «han puesto los niveles de ejemplaridad» a unos «niveles prácticamente incumplibles, el señor ministro se tendrá que aplicar el cuento».

Xavier García Albiol, por su parte, ha tachado al escritor de caradura: «A mí me parece que este ministro dará tardes de gloria, no lleva ni una semana y cada día da una noticia que es mejor que la anterior. Defraudó a Hacienda más de 200.000 euros. Si su respuesta es que no le afecta porque lo hizo cuando no era ministro, demuestra que tiene un poquito de cara dura», ha criticado el presidente del PP en Cataluña. «Un asunto tan grave requiere de explicaciones claras y urgentes en el Congreso, pero el Gobierno ha decidido pasar el miércoles sin someterse al control democrático de la oposición», ha apuntado Rafael Hernando desde su cuenta personal de Twitter.

Ciudadanos reclama explicaciones

La portavoz nacional de C's y líder del partido en Cataluña, Inés Arrimadas, ha anunciado este miércoles que pedirán la comparecencia ante el Congreso del ministro de Cultura y Deporte para que «dé explicaciones» sobre la sanción de Hacienda. No ha querido explicar Arrimadas si pedirá la dimisión de Huerta, ya que, según ella, «lo más sensato es que dé explicaciones ante los representantes de los ciudadanos» y será a partir de entonces cuando decidirán «cómo actúan», ha dicho en una rueda de prensa en el Parlament.

Votación
10 votos
Comentarios

El Gobierno cierra filas con Màxim Huerta