El presidente del Parlament propone a Puigdemont como candidato a la investidura

Roger anuncia que visitará a los diputados presos y a los que están en el extranjero y pide por carta a Rajoy una reunión para «dialogar» sobre el Parlament. Moncloa contesta que las cuestiones judiciales no son competencia del presidente del Gobierno

Roger Torrent: «Propongo al diputado Carles Puigdemont como candidato a la presidencia de la Generalitat» El presidente del Parlament pide reunirse con Rajoy para tratar la situación «anómala» de Cataluña
Europa Press

El presidente del Parlament, Roger Torrent (ERC) ha anunciado que propone a Carles Puigdemont como candidato a ser investido como presidente de la Generalitat y, a la vez, ha enviado una carta al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para «dialogar y analizar la situación anómala que vive el Parlament».

En una comparecencia desde la Cámara, ha explicado que es consciente de las dificultades de esta investidura por la situación personal y judicial de Puigdemont, pero ha defendido que tiene «absoluta legitimidad» para volver a ser presidente.

Así, por un lado propone a Puigdemont pese a las advertencias del Estado contra esta opción, y por otro ofrece diálogo al presidente del Gobierno para encontrar una solución negociada a este escenario.

Torrent ha recordado que en su primer discurso ante la Cámara, el miércoles pasado, ya defendió que la situación en Cataluña debe afrontarse desde la política y la negociación: «La política tiene que ser el centro de todo. Por encima de todas las cosas, diálogo».

Ha pedido esta reunión a Rajoy a través de una carta que ha firmado este mismo lunes, y ha añadido: «Hablaré con todos, me reuniré con quien haga falta y, sobre todo, protegeré a los 135 diputados del Parlament».

El único candidato posible

Torrent ha defendido que la semana pasada se reunió con los líderes de todos los grupos, y que de esas reuniones se desprende que Puigdemont es el «único candidato» que podría tener los apoyos necesarios. Ha dicho que es consciente de «la situación personal y judicial de Puigdemont y la advertencia que pesa sobre él», pero ha constatado que es el candidato con más legitimidad para ser el cargo.

Se verá con los encausados

Torrent ha expuesto que su misión es defender a todos los diputados, por lo que uno de los temas que transmitirá al presidente del Gobierno es que se están «vulnerando los derechos de representación» de los ochos diputados soberanistas encausados.

Ha explicado que, además, tiene previsto verse en los próximos días con estos ocho diputados: tres están en la cárcel -Oriol Junqueras, Joaquim Forn y Jordi Sànchez- y cinco en Bélgica: el propio Puigdemont, Clara Ponsatí, Lluís Puig, Toni Comín y Meritxell Serret.

«Mi deber es proteger los derechos de participación política de todos los diputados», ha zanjado, y ha advertido de que luchará para que la institución esté libre de injerencias y también para que no sucumba ante un escenario de paralización.

No revela la fecha del pleno

Pendiente de que Mariano Rajoy diga si acepta esta reunión y si quiere entablar un diálogo, Torrent no ha revelado la fecha para la que fija el pleno de investidura, aunque por ley no puede celebrarse más allá del miércoles 31 de enero. Tampoco ha revelado cómo se puede investir a Carles Puigdemont a distancia, teniendo en cuenta que hay un informe de los letrados de la Cámara que lo desaconseja.

Moncloa dice que las cuestiones judiciales no son competencia de Rajoy

Ante la petición de celebrar una reunión con Rajoy, el Gobierno ha recordado que las cuestiones judiciales no son competencia del presidente del Gobierno. Así lo aseguran fuentes de Moncloa, que también indican que hasta el momento no se ha recibido ninguna carta del Parlamento de Cataluña.

En cualquier caso, las mismas fuentes han subrayado que las cuestiones judiciales «no son competencia del presidente del Gobierno».

Ciudadanos y PSC piden a Torrent que reconsidere su decisión

Ciudadanos presentará un escrito a la Mesa del Parlament para que se reconsidere la decisión de proponer a una persona «huida de la Justicia» y con graves acusaciones «a sus espaldas» como candidato a la investidura.

De la carta que el presidente de la Cámara catalana ha enviado hoy al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para pedirle una reunión y abordar la situación de Cataluña, Inés Arrimadas cree que su intención es actuar como «representante y emisario» de Oriol Junqueras y Puigdemont.

«No he leído la carta pero me temo que no va a ir a defender a los 135 diputados del Parlament. Tenemos pocas esperanzas de que pueda ser realmente un presidente imparcial», ha dicho Arrimadas.

Mientras la portavoz del PSC en el Parlament, Eva Granados, ha anunciado que su partido pedirá reconsiderar la decisión del presidente de la Cámara, Roger Torrent, de proponer a Carles Puigdemont como candidato a presidir la Generalitat. Granados ha considerado un «error» que el candidato sea un diputado que previsiblemente no asistirá al pleno de investidura y que ha pedido delegar su voto, como ha hecho Puigdemont.

Granados cree que esta decisión «no se ajusta al derecho», después de que los letrados del Parlament emitieran un informe que rechaza una investidura telemática y la delegación del voto de los diputados en Bélgica.

«Es evidente que no se puede pedir un debate de investidura de un diputado que personalmente ha pedido la delegación del voto en el pleno de investidura», ha recriminado.

Ha añadido que el PSC quiere que vuelva la normalidad en las instituciones y que, si Torrent y Puigdemont «deciden tirar adelante algo que las mismas leyes no permiten», harán todo lo posible para evitarlo.

Por eso asegura que, si se rechaza la petición de reconsideración, el PSC presentaría un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional porque, a su juicio, pueden vulnerarse los derechos de los grupos parlamentarios, y confía en que tienen los argumentos jurídicos de su parte.

Sin novedades tras la ronda de consultas 

La ronda de consultas que Torrent comenzó el pasado jueves no ha aportado novedades, como aclara Gonzalo Bareño. Los tres partidos independentistas, que suman mayoría absoluta siempre que se permita votar telemáticamente a los fugados, solo pusieron encima de la mesa el nombre de Puigdemont. Y el resto de las fuerzas políticas consideraron imposible su investidura por Skype, aunque no propusieron un candidato alternativo.

Amenaza de retorno al caos

Si, a pesar de los informes en contra de los letrados de la Cámara, Torrent plantea una investidura telemática de Puigdemont y admite el voto a distancia de los fugados, el Gobierno y Ciudadanos han anunciado ya que impugnarán la propuesta de inmediato. Pero todo hace sospechar que Torrent se limitará hoy a anunciar su candidato y aplazará hasta el último momento la confirmación de la mecánica de la sesión, lo que impediría un recurso. Algo que podría llevar a que finalmente Puigdemont fuera investido en una votación de la que se ausentarían Ciudadanos, PSOE y PP, que sería anulada posteriormente por el Constitucional tras admitir a trámite el recurso y que podría tener graves consecuencias judiciales para Torrent. Es decir, una vuelta al caos político y judicial del final de la pasada legislatura.

Torrent no aclaró ayer sus intenciones y se limitó a señalar que «hace falta que haya pronto un Ejecutivo que comience a trabajar y paralice el 155», que, a su juicio, ha provocado una situación «dramática porque afecta a la Administración y a los ciudadanos». Y, sobre la investidura, señaló que será la Mesa del Parlamento catalán, controlada por los independentistas, la que decidirá cómo se llevará a cabo «dentro de la situación de excepcionalidad».

Visita a los encarcelados

Adelantó, eso sí, que si el candidato escogido es Puigdemont tendrá que hablar con él. Algo que solo será posible si Torrent se desplaza a Bélgica. Un posibilidad que ya ha sido rechazada por PP y Ciudadanos. Torrent también tiene previsto desplazarse a las cárceles de Estremera y de Soto del Real para visitar a los diputados presos Oriol Junqueras, Joaquim Forn y Jordi Sánchez. El presidente de la Cámara asegura que desde que asumió el cargo es consciente de lo que se juega en caso de desobedecer un pronunciamiento del Constitucional. «Asumo todas las consecuencias», señaló sobre un proceso que comienza hoy. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
15 votos
Comentarios

El presidente del Parlament propone a Puigdemont como candidato a la investidura