Mireia Pujol deja Convergència por las críticas a su padre

Jordi Pujol comparecerá mañana a las 16 horas ante la Comisión de Asuntos Institucionales para dar explicaciones sobre el dinero que ocultó durante 34 años


Mireia Pujol Ferrusola, una de las hijas del expresidente catalán Jordi Pujol, ha pedido la baja de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC), el partido que fundó su padre, por las críticas de este partido a su progenitor tras confesar que guardaba dinero oculto procedente de una herencia.

En una dura carta remitida a la dirección del partido que fundó su padre, Mireia Pujol reclama que se le dé de baja como militante de la formación sin esconder el malestar familiar por la respuesta de Convergència ante la confesión del expresidente del pasado 25 de julio, según informa hoy La Vanguardia. Fuentes de Convergència han confirmado que han recibido esta carta, han señalado que respetan la decisión de Mireia Pujol y han añadido que tratarán la solicitud de baja como en otros casos. Así, ante cualquier baja, CDC ofrece al exmilitante la reincorporación al partido con las mismas condiciones que lo dejó -incluyendo el mismo número de carné-. Mireia Pujol Ferrusola, que en el 2007 se adhirió a la plataforma Sobirania i Progrés, próxima a ERC, es uno de los cuatro hijos del expresidente catalán que regularizaron el pasado 14 de julio sus fondos en Andorra. Mireia Pujol declaró 1.116.890,76 euros en una cuenta de la entidad andorrana BPA y ya ha pagado a Hacienda 478.225,08 euros por la regularización de los fondos.

Junto a Mireia -que ejerce como fisioterapeuta-, su madre, sus hermanos Marta y Pere y, una semana después Oleguer, regularizaron sus fondos en Andorra.

Precisamente ayer Marta Ferrusola, esposa del expresidente de la Generalitat Jordi Pujol, y sus hijos Mireia, Pere, Oleguer y Marta declararon ante la juez de Andorra que investiga la querella que presentaron por la filtración de información sobre sus cuentas ocultas. Según fuentes judiciales, los Pujol declararon como testigos ante la juez de Andorra que instruye la querella por revelación de secretos que presentó su defensa por las filtraciones de información sobre las cantidades que la familia tenía en cuentas en Banca Privada de Andorra.

Comparecencia en el Parlament

El expresidente de la Generalitat Jordi Pujol comparecerá mañana en el Parlament para dar explicaciones sobre el dinero que ocultó durante 34 años en el extranjero, cuyo origen está investigando la Justicia mientras sigue los pasos a tres de sus hijos, envueltos en casos de presunta corrupción. Pujol ha aceptado hacer aclaraciones ante la Comisión de Asuntos Institucionales (CAI) del Parlament sobre la carta que hizo pública el pasado 25 de julio, en la que confesó que su familia había mantenido oculta en el extranjero desde 1980 una herencia que su padre dejó a su esposa, Marta Ferrusola, y a sus siete hijos.

La confesión, que ha sacudido a una política catalana inmersa por el pulso soberanista de la consulta, ha dado pie a una investigación judicial sobre el origen de esa fortuna, a raíz de la querella presentada por el sindicato ultraderechista Manos Limpias, que ahora está en manos de la titular del juzgado de instrucción número 31 de Barcelona.

Aunque la esposa de Pujol y cuatro de sus hijos han regularizado en los últimos meses 3 millones de euros que tenían ocultos en un banco andorrano, la Fiscalía Anticorrupción ha pedido a la juez que investigue a la familia, al menos por un delito contra la Hacienda Pública, al considerar «dudosa» la procedencia última de su patrimonio. Mientras se esperan los resultados de las comisiones rogatorias que la juez de Barcelona ha expedido a Andorra para conocer los movimientos de las cuentas de los Pujol, avanzan los otros frentes judiciales que tienen abiertos los hijos del expresidente Jordi, Oriol y Oleguer.

El primogénito, Jordi, declaró el pasado 15 de septiembre durante cinco horas ante el juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz, que lo investiga por delitos de blanqueo de capitales y fiscales tras comprobar movimientos sospechosos de divisas durante ocho años (2004-2012) en trece países, que rondan los 32 millones de euros.

El juez, que no impuso a Jordi Pujol Ferrusola ninguna medida cautelar, prosigue sus pesquisas a la espera de nuevos datos sobre las cuentas de Pujol en paraísos fiscales, unos fondos que el primogénito ha negado que procedan de comisiones ilegales, como afirman los informes de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional. Por otra parte, el exdiputado de CDC Oriol Pujol, el único de los hijos del expresidente que se ha dedicado a la política activa, ha sumado en los últimos días un nuevo frente judicial que se suma a la investigación que tiene abierta por tráfico de influencias y cohecho en el caso de las ITV, que forzó su dimisión como número 2 del partido.

La Fiscalía, que acusa a Oriol Pujol de percibir comisiones de empresarios de las ITV a cambio de favorecer sus intereses, quiere imputar ahora al exdiputado por otro caso de cohecho por haber cobrado presuntamente a través de su esposa de la sociedad de un amigo que intervino en los procesos de reconversión industrial de Sharp, Sony y Yamaha. Más incipientes se encuentran las pesquisas sobre Oleguer Pujol, a quien la Fiscalía Anticorrupción investiga por supuesto blanqueo de capitales en varias operaciones inmobiliarias realizadas a través de las sociedades que controla.

Una de esas operaciones, que la juez de Barcelona que investiga la fortuna de los Pujol debe decidir ahora si indaga después de los documentos aportados por Manos Limpias, consiste en la compra de varios inmuebles al Banco de Santander en 2007 por valor de 2.177 millones euros. En este contexto, Jordi Pujol comparecerá mañana a las 16 horas ante la Comisión de Asuntos Institucionales para dar cuenta de los hechos que admitió en relación a fondos depositados en el extranjero sin cumplir las obligaciones fiscales y de su comportamiento durante el ejercicio de la Presidencia de la Generalitat.

Según fuentes parlamentarias, el jefe de la oposición y líder de ERC, Oriol Junqueras, ha renunciado a asistir a la comparecencia de Pujol y ha delegado las preguntas a Pujol en la diputada Gemma Calvet, mientras que la presencia de la presidenta del PPC, Alicia Sánchez-Camacho, todavía no está confirmada.

Sí que estarán seguro los líderes del PSC, Miquel Iceta; de ICV, Joan Herrera, y de Ciutadans, Albert Rivera. David Fernández representará a la CUP.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Mireia Pujol deja Convergència por las críticas a su padre