Un histórico del PP vasco deja el partido y acusa a Rajoy de traidor

El ex diputado autonómico Santiago Abascal se marcha tras veinte años de militancia

La Voz

El caso Bárcenas es probablemente el mayor de los problemas a los que se enfrentan Rajoy y la dirección del PP, pero no es el único. La histórica ruptura con las víctimas del terrorismo que provocó la anulación de la doctrina Parot, plasmada en una multitudinaria manifestación, ha hecho estallar las tensiones que se viven desde hace años en el PP vasco. El ex diputado autonómico Santiago Abascal, miembro del sector crítico afín a la defenestrada ex secretaria general del PP vasco María San Gil, ha abandonado el partido, en el que llevaba militando casi 20 años, acusando Rajoy de «traicionar los principios» de los populares. Según explicó ayer el propio Abascal, «la gota que ha desbordado el vaso ha sido la excarcelación de terroristas» aunque llevaba «mucho tiempo» meditando abandonar el PP. Sus motivos no se deben solo a lo que considera como una «falta de respuesta a los nacionalistas en Cataluña y País Vasco» por parte de Rajoy, sino también a su «inacción en la legislación abortista» e incluso a la subida de impuestos.

Se postuló como líder

Abascal pone cara así al descontento que ha generado en un amplio sector del PP vasco, el más conservador y antinacionalista, el giro emprendido por los populares en esa comunidad tras el relevo de María San Gil y la pérdida de poder político del ex ministro de Interior Jaime Mayor Oreja, el verdadero referente de este sector. Detrás del abandono de Abascal se esconde también, sin embargo, una lucha por controlar la organización en el País Vasco. De hecho, el propio Abascal se postulaba hace unos meses como el posible sucesor de Antonio Basagoiti, una vez que este abandonó la presidencia para pasarse a la empresa privada. Pero, ante la decisión de la dirección de nombrar como nueva líder a Arantza Quiroga, del sector moderado, Abascal cargó contra Basagoiti por no convocar un congreso para que la militancia expresara sus preferencias, dado que los populares habían perdido buena parte de su apoyo en las últimas elecciones autonómicas.

Abascal llevaba desde los 18 años vinculado al PP y es presidente de la Fundación Denaes para la Defensa de la Unidad Española. Se trata del grupo más radicalmente antinacionalista del partido. Abascal fue presidente de Nuevas Generaciones en el País Vasco y posteriormente actuó como asesor del Grupo Popular en las Juntas Generales de Álava (2003-2004) y en el Ayuntamiento de Vitoria (2005). Fue concejal en Llodio (Álava) con solo 23 años y diputado del Parlamento vasco entre 2004 y 2009.

El secretario general del PP vasco, Iñaki Oyarzábal, restó importancia ayer a la marcha de Abascal porque «era una noticia ya esperada», dado que «hace años que se había distanciado» del PP y «era pública su crítica».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Un histórico del PP vasco deja el partido y acusa a Rajoy de traidor