Cuando la sartén entra en la Banda

Rocío García Martínez
rocío garcía A ESTRADA / LA VOZ

A ESTRADA

R. G.

El estradense Simón Couceiro compone una obra dedicada a Matalobos en la que el menaje de cocina se torna instrumento

11 mar 2019 . Actualizado a las 20:42 h.

Al músico Simón Couceiro Riveira le gusta sorprender al auditorio. El estradense es clarinete y requinto en la Banda de Música Municipal de Santiago desde 1993 y compositor de facto por más que lo niegue. Aunque él se considera músico profesional y compositor aficionado, lo cierto es que tuvo la oportunidad de estudiar composición con los mejores -como el maestro García Abril, conocido por las bandas sonoras de El hombre y la tierra o de Sor Citroën-, que su afición sorbe su ocio a tragos largos y que sus obras ya forman parte del repertorio de muchas bandas profesionales.

Su última creación es la obra para banda sinfónica A batalla de Matalobos, que será estrenada el domingo día 24 por la Banda Municipal de Música de A Coruña bajo la batuta de su director, Juan José Ocón. Será a las 12.15 horas en el Palacio de la Ópera de A Coruña.

La obra se inspira en la Batalla del Alto da Cruz (Matalobos), que precisamente este mes cumple 210 años. Hacía tiempo que a Simón Couceiro le apetecía componer una obra épica, basada en alguna de las múltiples batallas que la Guerra de la Independencia propició en Galicia. Fue entonces cuando, investigando sobre el tema, conoció la batalla librada hace más de dos siglos en el Alto da Cruz, donde las tropas de Napoleón pararon a descansar y plantaron su bandera. Los campesinos locales quisieron arrebatársela para colocar la suya propia. Pusieron todo su empeño con las armas que tenían a mano y, aunque no consiguieron vencer a los franceses, pasaron a la historia por la valentía demostrada.